Diplomáticos jubilados buscan defensa

Diplomáticos jubilados piden ser incorporados a la estrategia de defensa para los connacionales en Estados Unidos
Los diplomáticos en retiro pidieron al subsecretario de Relaciones Exterio res para América del Norte, Carlos Sada, cancelar concesión al gobierno de EU (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
10/02/2017
02:09
Ariadna García
-A +A

[email protected]

Diplomáticos jubilados y en proceso de retiro enviaron una propuesta al subsecretario de Relaciones Exteriores para América del Norte, Carlos Sada, en la que piden ser incorporados a la estrategia de defensa para los connacionales en Estados Unidos.

De acuerdo con diplomáticos que pidieron el anonimato, en la propuesta se expuso a Sada que existe un buen número de diplomáticos mexicanos en retiro o en proceso de jubilación, con experiencia en la materia de protección consular y de quienes pueden “echar mano” para atender la situación “de emergencia” que se vive en la Unión Americana.

La propuesta establece que de ser aceptados, estos diplomáticos pueden ser contratados bajo un esquema de honorarios, tal como ya ha ocurrido con otros miembros del Servicio Exterior Mexicano que se jubilan y regresan al servicio público-diplomático y a los que se les paga por honorarios.

Alzan la voz. Tras señalar que México vive una crisis en sus relaciones con Estados Unidos, embajadores mexicanos jubilados por separado llamaron al gobierno mexicano a cancelar concesiones que por años se han otorgado al vecino país del norte.

En un pronunciamiento difundido a través de redes sociales, los diplomáticos de carrera jubilados consideraron que esas valiosas concesiones que México ha otorgado a Estados Unidos por años hoy son un elemento de presión y negociación.

“Nuestro país debería hacer sentir al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, la importancia de México y restaurar nuestra buena imagen internacional cancelando inmediatamente algunas de esas concesiones, como el funcionamiento de agentes de migración estadounidenses en los aeropuertos internacionales mexicanos para filtrar a los viajeros con base en sus listas de no fly”, expusieron los embajadores.

Recordaron, además, que México nunca ha condicionado ante Estados Unidos la intervención de las Fuerzas Armadas y la Policía Federal en el combate al tráfico transfronterizo de drogas a campañas reales, amplias, duraderas y efectivas para la prevención del uso de estupefacientes en la Unión Americana.

“Tampoco la ha condicionado al combate efectivo contra la corrupción dentro del Customs and Border Protection (Aduanas y Protección Fronteriza) y otras autoridades estadounidenses que facilitan el paso de miles de toneladas de droga a Estados Unidos.

“Menos todavía la ha condicionado a que el gobierno de Estados Unidos impida el criminal comercio de armas a lo largo de la frontera, instrumentos que masacran al pueblo de México, ni a bloquear las billonarias transferencias de capital a los cárteles mexicanos”, señalaron.

Los diplomáticos sugirieron que el gobierno de México debe negociar todos estos temas con Estados Unidos como condición para la participación de las Fuerzas Armadas de México en la interdicción del tráfico transfronterizo de drogas. Sólo así, expusieron, puede lograrse una verdadera corresponsabilidad en el combate al narcotráfico.

Otra de las sugerencias es que se coarte el quehacer de los agentes de todos los servicios de inteligencia estadounidense en México.

El pronunciamiento es firmado por los embajadores jubilados Héctor Cárdenas, Salvador Casian Santos, Francisco Correa Villalobos, Enrique Fernández Zapata, Leonardo Ffrench Iduarte, Enrique Hubbard, Gustavo Maza, Antonio Pérez Manzano y César Pérez Saavedra, entre otros.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS