Reportan 60 edificios con revestimiento inflamable

26/06/2017
03:01
Agencias
Londres
-A +A

El número de edificios de propiedad municipal en el Reino Unido revestidos con material inflamable asciende ya a 60, informó ayer el ministerio de Comunidades y Gobierno Municipal.

Precisó que estos bloques de pisos, con viviendas de protección oficial para personas sin recursos, se ubican en las jurisdicciones de 25 ayuntamientos, responsables de su gestión y su mantenimiento.

Los edificios en malas condiciones detectados hasta ahora por los inspectores están en diferentes distritos londinenses, como Camden, Islington, Brent, Lambeth o Barnet, o en localidades inglesas como Norwich, Doncaster, Portsmouth, Manchester o Plymouth.

El ministerio indicó que hasta ahora “todas” las muestras de revestimiento enviadas por las autoridades municipales para ser analizadas han fallado las pruebas contra incendios.

Anteriormente, el ministro Sajid Javid dijo que las inspecciones en edificios considerados en riesgo se llevan a cabo “las 24 horas” y aclaró que el hecho de que se hallen materiales inflamables en los revestimientos de las fachadas no significa necesariamente que las viviendas deban ser evacuadas.

Explicó que la evacuación desde el sábado de cuatro bloques en el barrio londinense de Camden se justificó porque, aparte de los revestimientos, los edificios presentaban problemas en la seguridad antiincendios en tuberías de gas, aislamiento y salidas de emergencia.

Unos 700 apartamentos de cuatro edificios de protección social, con unos 3 mil residentes, deben ser desalojados en Camden para hacer obras que mejoren la protección contra incendios.

Sin embargo, en torno a 200 vecinos han rechazado de momento dejar sus viviendas, según confirmó el ayuntamiento del distrito, mientras que el resto se ha mudado a casas de familiares o a los hoteles reservados por el consistorio, durante las tres o cuatro semanas que se prevé que duren las obras.

Funcionarios británicos comenzaron a inspeccionar bloques de departamentos en Inglaterra después de que las llamas consumieron la Torre Grenfell, en Londres, el 14 de junio, provocando la ira pública por las fallas en la respuesta del gobierno a las víctimas.

La policía confirmó que el fuego en ese edificio de 24 plantas de North Kensington lo provocó un refrigerador defectuoso, pero señaló que se propagó rápidamente debido al revestimiento con polietileno inflamable de la fachada, que contraviene las normas en este país.

A raíz de la tragedia, las autoridades del Reino Unido analizan los revestimientos de los bloques, la mayoría construidos en los años 70 pero reformados más recientemente con materiales de baja calidad.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS