Trump insiste: México pagará muro... al final

Gobierno de EU, en riesgo de parálisis por el financiamiento de la valla
El presidente Donald Trump dice que los demócratas no quieren que dinero del presupuesto sea para el muro a pesar de que frenaría la entrada de droga a EU (ANDREW HARNIK. AP)
24/04/2017
01:53
Washington
Con información de Alberto Morales y Agencias
-A +A

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo ayer que espera que México pagué por el muro que él ha prometido construir en la frontera entre ambos países, resucitando una promesa de campaña que ha enturbiado las relaciones entre los dos vecinos.

“Al final, pero en una fecha posterior para que podamos empezar pronto, México estará pagando, de alguna forma, por el muy necesario muro fronterizo”, escribió Trump en Twitter.

El magnate volvió a mencionar su reclamo a México en una mañana en la que simultáneamente trató de presionar a los legisladores demócratas para que incluyan el financiamiento del muro en una ley que necesariamente debe aprobarse para que el gobierno de EU continúe funcionando después del viernes, ya que de no hacerlo se corre el riesgo de generar una parálisis en la administración del republicano.

Si no hay acuerdo, existe el peligro de que el gobierno quede paralizado el próximo sábado, cuando se cumplen los primeros 100 días de la gestión de Donald Trump, lo que ocasionaría el cierre de facto de las agencias gubernamentales.

“Los demócratas no quieren que dinero del presupuesto vaya al muro fronterizo, pese al hecho de que detendrá las drogas y miembros muy malos de la MS 13”, tuiteó el magnate, en alusión a la pandilla Mara Salvatrucha.

El director de presupuesto, Mick Mulvaney, señaló que la Casa Blanca está dispuesta a hacer concesiones en la reforma de Obamacare a cambio de obtener esa financiación.

Mulvaneu dijo en entrevista a Fox News que no sabe si Trump estaría dispuesto a vetar el presupuesto en caso de no obtener el financiamiento.

“No deseamos una parálisis y no es una herramienta, no es algo que queramos que suceda”, añadió.

En México, las presidentas de las comisiones de Relaciones Exteriores, Gabriela Cuevas (PAN), y de Relaciones Exteriores América del Norte, Marcela Guerra (PRI), coincidieron en que cada vez que el presidente Trump tiene problemas de popularidad recurre a México como un acto desesperado a fin de ganar simpatizantes.

No obstante, dijeron que no se debe de bajar la guardia contra las políticas del político republicano contra los migrantes o su insistencia de que México debe pagar por el muro que pretende construir en la frontera con muestro país.

“Cada vez que Trump se ve aislado o contra las cuerdas, o que es cuestionada su popularidad como ahora sucede, recurre a México como una especie de piñata electoral”, comentó la senadora Cuevas.

Por separado, el senador Armando Ríos Piter, intégrate de la Operación Monarca, un esfuerzo legislativo contra las políticas de Trump, expresó que la posición del presidente de EU hacia México siempre ha sido buscar a un “chivo expiatorio”, frente a las incapacidades de su mandato.

“Las deportaciones masivas son crueles”. El presidente del Comité Nacional Demócrata, Tom Pérez, consideró ayer que “las deportaciones masivas son crueles y caóticas”.

Pérez, el primer líder latino del Partido Demócrata, dijo que las deportaciones masivas que se han presentado “separan familias” y crean “caos” en Estados Unidos. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS