Grupo Macri defiende pacto de pago de deuda

Fiscal cuestiona como “abusivo” el acuerdo relacionado con la empresa del presidente argentino
16/02/2017
02:00
Agencias
Buenos Aires.—
-A +A

La empresa del padre del presidente argentino, Mauricio Macri, que gestionó el servicio de correo oficial entre 1997 y 2003, pidió a la Justicia que rechace el dictamen fiscal que cuestiona el polémico acuerdo de pago de deuda al que llegó con el gobierno y negó que existan irregularidades, aunque el gobierno aceptó haber tratado con “ingenuidad” la negociación.

“Si hay ingenuidad de parte del gobierno en no preverlo, siempre es posible”, dijo el jefe de gabinete argentino, Marcos Peña, a radio Mitre, en Buenos Aires.

Un fiscal argentino solicitó el martes que Macri sea investigado ante la sospecha de haber actuado en favor de una empresa de su familia a la que el gobierno propuso reducirle 98% una deuda millonaria que el grupo empresario Socma (Sociedades Macri) tiene con el Estado. Para el fiscal, la negociación pudo haber causado “un perjuicio patrimonial multimillonario en las arcas” públicas.

El pedido del fiscal también abarca al ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad, y al director de Asuntos Jurídicos, Juan Manuel Mocoroa, a cargo del acuerdo con el holding fundado por Franco Macri, padre del jefe de Estado

La deuda asciende a 292 millones de pesos (292 millones de dólares en aquel momento) con el Estado por impago del canon de la concesión del servicio.

Antes del pedido de este fiscal, otra procuradora, Gabriela Boquín, había criticado el polémico acuerdo como “abusivo” y perjudicial para los intereses del Estado.

Sin embargo, en un escrito publicado ayer por el diario Clarín, la sociedad Correo Argentino S.A, que integra el conglomerado Socma, pidió a la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial que rechace la resolución de Boquín, a quien acusa de querer “confundir a la opinión pública politizando” el tema.

Además, en defensa del gobierno, el texto asegura que en el convenio firmado “no hay alteración al orden público, ni se viola la ley de ética pública cuando se pretende pagar una deuda que no debió haber existido nunca”. “La propuesta no es un acuerdo abusivo, espurio, antojadizo ni oscuro”, enfatiza.

En tanto, Macri conversó ayer por teléfono con su par estadounidense, Donald Trump, quien lo invitó a reunirse con él en Washington, aunque no se estableció una fecha concreta. Un portavoz del argentino dijo que también compartieron la preocupación de ambos por la situación venezolana.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS