Líder de grupo antiinmigrante iría al DHS

Julie Kirchner, del grupo FAIR, catalogado como de odio, sería jefa de personal de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza
25/01/2017
01:54
Notimex
-A +A

Nueva York.— Organismos civiles denunciaron ayer que el presidente estadounidense Donald Trump integrará al Departamento de Seguridad Nacional (DHS) a Julie Kirchner, considerada dirigente de un grupo promotor del odio antiinmigrante.

Según informes de prensa, Kirchner sería designada jefa de personal de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés), dependiente del DHS, encargado de hacer cumplir las leyes migratorias.

Kirchner fue durante 10 años directora ejecutiva de la Federación para la Reforma de la Inmigración de Estados Unidos (FAIR), a la que el Centro Legal sobre la Pobreza del Sur (SPLC) cataloga como un grupo de odio que difunde estereotipos racistas sobre los inmigrantes.

El SPLC describió a FAIR como “la organización antiinmigrante más influyente de Estados Unidos” durante el periodo en que fue dirigida por Kirchner, quien renunció en 2015 para convertirse en asesora de la campaña de Trump.

El nombramiento es consistente con las nominaciones de Jeff Sessions como fiscal general, y de Mike Pompeo para dirigir la Agencia Central de Inteligencia (CIA), este último ligado al movimiento antiinmigrante de EU, de acuerdo con el SPLC.

Desde su fundación en 1979, FAIR ha impulsado una agenda centrada en pedir una moratoria completa a la inmigración en EU y se ha caracterizado por feroces críticas a inmigrantes que no provienen de Europa.

El fundador de FAIR es el nacionalista blanco John Tanton, promotor declarado de la eugenesia y creador del movimiento antiinmigrante moderno en EU destacó el SPLC.

El codirector ejecutivo del organismo civil Se Hace Camino Nueva York, Javier Valdés, exigió que se revierta la decisión y pidió a los senadores demócratas que la bloqueen con todos los recursos de que disponen.

“Ninguna persona con vínculos con la intolerancia debería tener cabida en la Casa Blanca, pero con el nombramiento de Julie Kirchner, Donald Trump quiere que la ex líder de un notable grupo de odio ayude a supervisar la agencia federal más grande del DHS”, lamentó Valdés.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS