Se encuentra usted aquí

Régimen sirio desata ofensiva en Aleppo

Turquía derriba 'drone' que violó su espacio aéreo; Washington cree que es ruso, pero Moscú lo niega; muertos por guerra contra Al-Assad superan 250 mil
Un hombre observa una camiseta con la imagen de un bombardeo ruso en suelo sirio y un mensaje de apoyo a Al-Assad”, en una tienda en Moscú (YURI KOCHETKOV. EFE)
17/10/2015
01:26
Agencias
-A +A

Beirut/Ankara.— Turquía derribó ayer un drone en un incidente que puso de manifiesto los peligros de las múltiples operaciones de combate aéreo sobre Siria, donde tropas gubernamentales y sus aliados, apoyados por aviones de combate rusos, lanzaron una ofensiva contra los rebeldes cerca de Aleppo.

Un funcionario estadounidense dijo que Washington cree que el drone tiene origen ruso, pero el Ministerio de Defensa de Rusia aseguró que todos sus aparatos en Siria regresaron sin problemas a su base y que todos sus drones están operando “como estaba planeado”. La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) afirmó que Turquía investiga de dónde procedía el drone derribado.

La ofensiva militar siria al sur de Aleppo, respaldada por combatientes iraníes y del grupo libanés Hezbolá, expandió su contraataque al oeste de Siria contra los insurgentes que quieren derrocar al presidente, Bashar al-Assad. La campaña aérea está siendo coordinada con cazas rusos, que comenzaron sus ataques en apoyo a Al-Assad el 30 de septiembre, y por la propia fuerza aérea siria.

El régimen sirio dijo que los soldados han retomado las áreas de Abtin, Hadadin Occidental, Kasarat, Al Madayen y el monte de Saharich, al sur de Aleppo, donde han causado “grandes pérdidas” en las filas de sus oponentes.

Por su parte, el jefe adjunto del Estado Mayor del ejército ruso, coronel Andrey Kartapolov, afirmó que su país ha efectuado más de 600 vuelos de combate y bombardeado 380 instalaciones del grupo yihadista Estado Islámico (EI) en Siria desde que comenzó operaciones.

De acuerdo con el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH), el conflicto armado en Siria, que comenzó hace más de cuatro años, ha causado la muerte de unas 250 mil 124 personas, de las cuales al menos 74 mil 426 eran civiles. 

Mantente al día con el boletín de El Universal