Migrantes en ruta a Europa atestan trenes en Macedonia

La ruta evade parcialmente fatales cruces del Mediterráneo y se está volviendo cada vez más popular entre migrantes desesperados por llegar a Europa
(Foto: AP)
15/08/2015
18:31
AP
GEVGELIJA, Macedonia
-A +A

Avanzando a empujones, centenares de migrantes que trataban de llegar a Serbia abarrotaron el sábado plataformas de trenes en esta ciudad del sur de Macedonia, cerca de la frontera con Grecia.

Los migrantes, mayormente del Medio Oriente y África, pero también de Afganistán, tratan de llegar a Serbia, el último país entre ellos y Hungría, un Estado miembro de la Unión Europea.

La ruta evade parcialmente fatales cruces del Mediterráneo y se está volviendo cada vez más popular entre migrantes desesperados por llegar a Europa. Los migrantes viajan desde Turquía a Grecia en barco o a Bulgaria por tierra, y de ahí pasan a Macedonia y Serbia. A lo largo del camino, a menudo son víctimas de traficantes y pandillas delictivas.

Los migrantes usan los trenes porque son la forma más barata de transporte y porque ahorran el dinero que normalmente darían a contrabandistas, que meten a cuantos pueden en autos y camionetas, a menudo con resultados fatales.

Escenas caóticas ocurrieron el sábado en la estación de trenes de Gevgelija cuando migrantes trataron de asegurarse lugares a bordo de un tren que les llevaría a la frontera con Serbia. Hubo estallidos de ira en las casillas de boletos y en la plataforma. Aquellos que no consiguieron espacio en la plataforma o que habían buscado refugio del sol en vagones de carga, se dispararon cuando arribaba el tren, algunos cargando niños, para ganar ventaja.

Muy pronto el tren, atestado al máximo, dejó la estación, donde quedaron muchos migrantes en espera del tren siguiente.

Las autoridades macedonias proveen visas de tránsito de tres días para que los migrantes no queden varados en el país. Pero corresponde a los migrantes cruzar la frontera como puedan.

La urgencia de los migrantes para llegar a Europa se ha vuelto más aguda cuando tratan de entrar a Hungría antes que el gobierno allí finalice una cerca de alambre de púas.

Unos 1.000 migrantes por día habían tratado de cruzar hacia Hungría antes que el país anunciara los planes de la cerca hace unos pocos meses.

La cifra ha subido ahora a 1.500 diarios.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS