Desalojan a 300 del Parque Los Remedios

Autoridades locales argumentan que es una área protegida
Las personas que fueron desalojadas habitaban las áreas protegidas del Parque Estatal Metropolitano Los Remedios, ubicado en el municipio de Naucalpan, desde hace cinco años (IMAGEN TOMADA DE TWITTER DE @CHANGELING2000)
01/08/2015
01:29
Michelle García
-A +A

[email protected]

Naucalpan, Méx.— Durante las primeras horas de ayer, alrededor de 300 personas que desde hace cinco años habitaban parte de las áreas protegidas del Parque Estatal Metropolitano Los Remedios, en el ayuntamiento de Naucalpan, fueron desalojadas en un operativo coordinado por elementos de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) y la Policía Municipal.

De acuerdo con los reportes policiales, el despliegue de efectivos se realizó alrededor de las 09:00 horas con el objetivo de retirar los asentamientos que de manera ilegal fueron ganando espacio en esta Área Natural Protegida.

En el lugar, los más de 500 uniformados aún resguardan la zona con la finalidad de que las familias desalojadas puedan recuperar sus pertenencias, luego de que algunas casas —principalmente hechas de lámina y cartón— fueran derribadas.

Puertas y vidrios rotos. Los señalamientos de las personas que ahí habitan, apuntan a que los elementos policiacos arribaron el predio de manera violenta e incluso fueron despojados de sus teléfonos celulares para evitar ser grabados o fotografiados, ya que supuestamente llegaron a romper puertas y cristales.

En el predio desalojado —además de maquinaria pesada y elementos policiacos que impedían el paso— había paramédicos, servicio de fletes y mudanzas, así como personal de la Procuraduría de Justicia de la entidad y de la Secretaría del Medio Ambiente, la cual se conoce que revocó los amparos, bajo los cuales estas personas se instalaron.

Se informó que en el lugar se detuvieron a seis personas, dos de ellas en posesión de drogas, dos más por la portación de arma de fuego y finalmente resto de los detenidos por resistencia al desalojo.

Estas personas fueron remitidas el Ministerio Público de la PGJEM para determinar su situación legal, en tanto la Secretaría de Medio Ambiente señaló que bajo sustentos judiciales se llevó a cabo el desalojo, donde estuvieron presentes Notarios Públicos, personal de ayuntamiento de Naucalpan y representantes de la Comisión de Derechos Humanos.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS