PAN pide prevenir ‘caos’ por tren México-Toluca

Legislación debe incluir medidas para evitar tráfico y desorden, dicen
El tren interurbano correrá por vía elevada en un tramo. El diputado panista Alfonso Guillermo Álvarez dijo que la Ley de Movilidad debe incluir previsiones contra el caos que pueda surgir.
12/07/2015
01:41
Ma. Teresa Montaño / Corresponsal
-A +A

[email protected]

Toluca, Méx.— La fracción parlamentaria del Partido Acción Nacional (PAN) insistirá en la necesidad de que la nueva Ley de Movilidad incluya medidas preventivas para evitar que la zona a lo largo de la cual correrá el tren interurbano México-Toluca se convierta en un caos con la proliferación de ambulantaje, tráfico, polución y asentamientos irregulares, sobretodo cerca de las estaciones que van a construirse.

El diputado Alfonso Guillermo Bravo Álvarez Malo destacó que esas medidas preventivas deben incluirse en el  ordenamiento próximo a aprobarse.

Señaló que en el megaproyecto para la construcción del tren interurbano México-Toluca —que partirá desde Zinacantepec hasta el DF, en la zona de Observatorio— urge legislar, para que en torno a las terminales que se van a construir (estaciones),  no se implante el desorden con tráfico,  ambulantaje, estacionamientos no autorizados, incremento en el descontrol y caos vial, como el que se observa en sitios similares.

“Sin avances”.  Bravo Álvarez, quien es integrante de la comisión legislativa de Comunicaciones y Transporte,  lamentó, por otra parte, que a unos meses de que los integrantes de la 63 Legislatura concluyan su periodo de gestión (el 5 de septiembre próximo), no se registre a la fecha ningún cambio importante en las leyes del sector de comunicaciones, “menos aún en el ámbito del transporte público”.

“La situación en el servicio sigue igual, sin ninguna mejora, choferes sin capacitación, unidades irregulares, abusos, inseguridad, personas atropelladas, además de que es caro”, dijo.

El diputado afirmó que en tanto no haya una nueva Ley de Movilidad, la situación  que se vive no mejorará, sobre todo ahora que será creado el tren que conectará a Toluca con la capital, pues se corre el riesgo de que todo a su alrededor se convierta en un caos vial.

Irá a 160 km por hora. Las obras del tren se harán por etapas y se prevé que terminen  en 2017. El primer tramo llegará a La Marquesa y el segundo hasta el Distrito Federal. Constituirá de  57.7 kilómetros, y se planea que vaya a  una velocidad promedio de 160 kilómetros por hora.

Según autoridades, permitirá un ahorro de 90 minutos en cada viaje y además  se dejarán de emitir 34 mil 500 toneladas de bióxido de carbono.

Tendrá salidas cada cuatro minutos en horas pico y cada 10 durante el resto del día.

También se estima que el costo total de la obra sea de 38 mil millones de pesos.

El tren tendrá un total de seis estaciones, dos en la capital del país y cuatro más en territorio mexiquense; parte de su trayecto será a nivel de suelo, aunque  otra parte correrá por una vía elevada a aproximadamente siete metros de altura.

El recorrido total tiene una duración de 39 minutos, lo que significa además del ahorro de 90 minutos por sentido en hora pico, un beneficio a más  de 270 mil pasajeros, que es la demanda inicial para el año de arranque.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS