Empresa se contradice en robo de planos de penal

En un comunicado, la empresa asegura que la información no arriesga la seguridad
29/07/2015
00:40
David Fuentes
-A +A

[email protected]

La empresa Cevaseg SAPI, encargada de la construcción del único penal de “máxima seguridad” en el Distrito Federal y a quien le fueron robados los planos de esta misma obra, el pasado 1 de junio, se contradice.

En un comunicado que difundió ayer, explicó que “la computadora portátil que fue robada, contenía archivos electrónicos con esquemas parciales fragmentados, no vinculados, ni secuenciales, ni información inicial de referencia que no incluye detalles de instalaciones, de tipo estructural, equipamiento o de seguridad”.

A decir de la empresa constructora, en la laptop sólo estaban cargados los datos indispensables para que el ingeniero —al que le robaron a mano armada la camioneta, en el municipio de Ecatepec en el Estado de México— llevara a cabo sus actividades del día.

Esta nueva versión se contradice con la versión que declararon en la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) el pasado 21 de julio, cuando detallaron en la averiguación previa que los planos robados corresponden a un proyecto inicial y que fueron modificados en 80% a la versión final de la construcción del inmueble, por lo que aseguro la constructora que “no se encuentra comprometida la seguridad de los penales”.

Además, esta versión fue respaldada en un comunicado de la Secretaría de Gobierno y del Sistema Penitenciario, que aseguraron que la investigación se resolvería lo antes posible; sin embargo, llamó la atención que la denuncia la hicieron 50 días después del robo, pues este fue perpetrado a un empleado de la constructora el 1 de junio.

Se destacó que del análisis técnico que la empresa realizó se concluye que “aún en el remoto caso de que se pudieran vulnerar los controles y códigos de acceso, y se pudiera sustraer la información contenida, los esquemas parciales fragmentados no vinculados ni secuencia y la información inicial de referencia que se encontraban en la computadora portátil de ninguna manera pone en riesgo las instalaciones o el cumplimiento de los objetivos de la seguridad en la construcción del Centro Varonil de Seguridad Penitenciaria”.

La empresa mencionó que el robo fue a mano armada afuera del domicilio del ingeniero que trabaja para ellos, sin embargo, cuentan con protocolos de seguridad adecuados para el manejo de la información corporativa en sus instalaciones y su equipo de trabajo.

Por lo que aseguran, a partir de que se reportó el incidente, la constructora mantiene una comunicación constante con el gobierno capitalino y las autoridades que realizan la investigación, de igual manera “no minimizan” el robo de la computadora portátil.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS