“Tenemos que buscar la buena suerte donde sea”

El Barrio Chino luce abarrotado por la celebración del Año Nuevo; locatarios ofertan amuletos, comida y afiches del gallo de fuego
Cientos de personas celebraron el inicio del año 4 mil 715 del calendario chino en la calle Dolores, entre Independencia y Artículo 123, en la colonia Centro (YADÍN XOLALPA. EL UNIVERSAL)
29/01/2017
01:05
Eduardo Hernández
-A +A

[email protected]

“Lleve su pan al vapor de sabores”, “compré su gallo de la suerte”, “galletas de la suerte, 12 por 10 pesos”, gritaban los vendedores a los paseantes del Barrio Chino de la Ciudad de México, quienes esperaban ver alguna de las atracciones que se llevan a cabo en el marco del Año Nuevo Chino, que en esta ocasión corresponde al año del gallo de fuego.

Desde el mediodía de ayer, cientos de personas comenzaron a arribar a la calle Dolores, entre Independencia y Artículo 123, en la colonia Centro, aunque los festejos comenzarían horas después. Muchos acudieron a comprar sus amuletos de la buena suerte para este nuevo año lunar.

“Tenemos que buscar la buena suerte donde sea, con los chinos, con las brujas, el mundo está muy mal últimamente, así que hay que esforzarnos para que nos vaya mejor”, dijo la señora Esther, quien acudió como cada año desde que llegó a la Ciudad de México en 1990.

Sombreros cónicos asiáticos, calendarios, monedas, figuras de gallo, son algunos de los productos que los visitantes al barrio chino compraban para tener un recuerdo de su visita.

“Aunque sea un recuerdito nos llevamos, todos tenemos ahora nuestro gallito de la suerte y nos comimos unas galletitas, nos gustan traer a los niños para que vean lo hermoso de la cultura china y se distraigan de tantos problemas”, comentó Diego, quien acudió con su esposa y sus dos hijos a ver el espectáculo de los dragones.

Cultura ancestral. Esta celebración en China remonta a las antiguas costumbres orientales para marcar el final del invierno y el comienzo de la primavera. De acuerdo con el calendario tradicional chino, en 2017 comenzó el año 4 mil 715.

El calendario lunar chino se vincula al zodiaco y se representa a través de un ciclo de 12 años asignados a igual número de animales. Rata, buey, conejo, mono, gallo, perro, cabra, cerdo, dragón, serpiente, caballo y tigre. Este año le corresponde al gallo, que simboliza la oportunidad de un nuevo despertar, de acuerdo con los miembros de la comunidad China.

“No sabíamos ni que animal somos, pero nos venimos a divertir para ver las danzas y la cultura china, pero ya están más mexicanos que nada”, aseguró uno de los visitantes.

Los restaurantes estaban atiborrados de las personas que querían probar los alimentos orientales, el paso sobre la calle Dolores era complicado, pues las personas que querían ver los espectáculos como la danza del dragón y la de los leones chinos, se detenían e impedían que la gente que quería caminar en la zona se pudiera mover, algunos conflictos se registraron ante esta situación e incluso hubo intercambio de insultos.

Los festejos comenzaron el 27 enero con coloridas actividades como exhibiciones de danzas del dragón, festivales de linterna y faroles; banquetes y festines y concluirán hoy por la noche cuando se lleven a cabo una sesión de juegos pirotécnicos.

Este año se celebra el 45 aniversario de las relaciones diplomáticas entre la República de China y México, y el Año de Cultura de China que se lleva a cabo en la Ciudad de México.

Mantente al día con el boletín de El Universal