Se encuentra usted aquí

Fracasa el Times Square chilango

Ebrard planteó un novedoso sistema de publicidad al estilo del Times Square, pero a la fecha sólo generó largos juicios por presuntas violaciones a los acuerdos con empresarios del ramo
Denuncian que la empresa que opera los cilindros en la glorieta obtiene un millón 200 mil pesos mensuales, sin pagar renta ni derechos por ocupar este nodo desde hace cuatro años
22/05/2015
03:29
Diana Villavicencio
-A +A

[email protected]

Se planteó como el nodo publicitario modelo en la capital del país, incluso comparado con zonas como las de Times Square de Nueva York o Pidadilly Circus, en Londres; pero a cuatro años de distancia la Glorieta de los Insurgentes sólo refleja el fracaso de un proyecto impulsado en la administración de Marcelo Ebrard Casaubon.

La inconformidad de los empresarios del ramo por la asignación de los 38 espacios en carteleras luminosas los llevó a interponer juicios de amparo, que incluso llegaron a la Suprema Corte de Justicia de la Nación y que a la fecha aún no se concluyen; por consiguiente, la zona n o puede habilitarse, como refiere Luis Alberto Miranda, representante legal de Showcase, quien mantiene la disputa en los tribunales.

De aquella zona de vanguardia propuesta, sólo existen un par de cilindros que dan a la avenida Insurgentes, operados por la empresa Publicidad Rentable, que no se encontraba en el padrón inicial. Hoy la Glorieta de los Insurgentes, uno de los símbolos de la Zona Rosa, tiene escaso alumbrado público y está en el abandono.

La Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi), así como la Autoridad del Espacio Público (AEP), fueron consultadas por este diario para saber si el proyecto del primer nodo publicitario seguía en pie o si desistieron del proyecto iniciado por la anterior administración, pero no se tuvo respuesta.

El proceso judicial

A finales del año pasado, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) atrajo el caso, luego de que un Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del DF demandara el cumplimiento de la resolución que emitió el juez séptimo de distrito en Materia Administrativa.

El mandato del juez era: “Se propone la separación del cargo de los titulares de las autoridades denominadas consejero presidente del Consejo de Publicidad Exterior del Distrito Federal, de las secretarías de Desarrollo Urbano y Vivienda, Medio Ambiente, Transportes y Vialidad, Protección Civil (PC), Titular de la Oficialía Mayor, titular de la Autoridad del Espacio Público, de la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial, jefe delegacional en Cuauhtémoc, contralor general del DF, así como del Consejo de Publicidad Exterior del Distrito Federal, en los términos del último considerando de esta resolución”, versa la sentencia emitida por el juzgado.

El 16 de diciembre de 2014, la SCJN requirió a las autoridades para que justificaran el incumplimiento de la orden. El GDF ofreció 13 razones, entre las que destacaba la Secretaría de Protección Civil que modificar la asignación de espacios a empresas afectaba a terceros y que no se podía dar marcha atrás.

Esta semana, el máximo tribunal del país remitió el expediente 734/2011 al juzgado para que dé continuidad al caso, se pronuncie y haga valer la ley.

Historia de un descalabro

El 17 de marzo del 2011 se publicaron en la Gaceta Oficial del Distrito Federal las reglas de operación para la asignación de espacios en el nodo publicitario de la Glorieta de los Insurgentes, con lo que la administración capitalina iniciaba de manera oficial el proyecto de reordenamiento de la publicidad exterior.

Se acordó que sólo participarían las empresas incorporadas al Programa de Reordenamiento de Anuncios y que sólo serían reubicados los que estaban instalados en la glorieta, algunos con una antigüedad de más de 20 años.

El apoderado de Showcase Publicidad explica que también se contemplaba un “derecho preferente” para las empresas que de manera voluntaria retiraran sus anuncios, 15 días posteriores a la publicación.

Para el retiro de los anuncios, una sola empresa como General Publicidad Exterior (GPE) gastó millón y medio de pesos y estableció convenios de rescisión de diversos contratos de arrendamiento.

“La Seduvi nunca transparentó algún calendario de retiros que certifique en qué fecha, qué empresa y dónde se retiraron los anuncios para dar preferencia a la designación de espacios”, precisa Miranda.

Pese a ello, obligó a las 26 empresas a bajar sus anuncios espectaculares que estaban instalados en azoteas, edificios y sobre la fachada en el entonces Cinema Insurgentes.

El nodo debe ser un conglomerado de publicidad ordenada que de pie a una transformación del sector en toda la ciudad, argumentó el entonces jefe de gobierno, Marcelo Ebrard Casaubon. Se dijo que la inversión para transformar la zona era de 60 millones de pesos.

Después de varias mesas de negociación entre las empresas interesadas, el 14 de junio de 2011 se llevó a cabo el sorteo para la asignación de anuncios, que encabezó la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda y el Consejo de Seguridad Exterior.

La forma en que se distribuyeron los lugares y las dimensiones de los mismos, generó la molestia de los empresarios que demandaron echar abajo el procedimiento.

Acusaron en ese momento que el beneficiado era Publicidad Rentable, de Ricardo Escoto, quien de tener 18% de participación de anuncios subió a 53%, donde incluso se le reconocieron metrajes sobredimensionados.

Paola Vanessa Nava Calvo, de General Publicidad Exterior (GPE), agrega que a pesar de que su empresa era la que más anuncios tenía, sólo se quedó con 10%. A la fecha tampoco ha podido colocar sus anuncios por la oposición que mantiene la Seduvi.

Irregularidades, desde la licitación

Diversas solicitudes de información han dado cuenta de las irregularidades cometidas en la construcción de este nodo publicitario.

Nava Calvo muestra que para la construcción del cilindro ubicado en la Glorieta de los Insurgentes no hubo una licitación de por medio ni tampoco permiso para colocar la estructura. De manera arbitraria, dice, el cilindro lo construyó Publicidad Rentable, en un territorio considerado Patrimonio Inmobiliario del DF.

La solicitud de transparencia 0327200042812 da a conocer que el nodo publicitario Insurgentes se construyó con fondos privados.

Tampoco se transparenta el contrato de construcción y, por el contrario, se notifica que la Seduvi no generó ni tiene en su cargo información al respecto, ya que el contrato fue celebrado entre particulares. Esto consta en otra solicitud de información con folio 0327200053512.

Sobre la procedencia de los recursos con los cuales se construyó el nodo, se informa que el dinero es de procedencia privada, no se genera la información solicitada.

Lo único que se precisa es que para la instalación y exhibición de la infraestructura colocada no existe Permiso Administrativo Revocable, licencia o autorización temporal que de consentimiento para la instalación de este nodo.

Alberto Miranda calcula que la única empresa de Escoto, que opera los cilindros, obtiene un millón 200 mil pesos mensuales, sin pagar renta ni derechos por ocupar este nodo desde hace cuatro años.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS

Documento sin título
 
Ofertas Walmart OFERTAS
WALMART
Xcaret Promociones

XCARET
PROMOCIONES

Codigo promocional barcelo

CÓDIGO PROMOCIONAL BARCELÓ

cupon envia flores

CUPÓN
ENVIA FLORES

cupon ebay

CUPÓN EBAY