Se encuentra usted aquí

Economía en 2018: un año más de consolidación fiscal

La meta de superávit primario contenida en el paquete económico para el ejercicio fiscal 2018 puede resultar afectada
22/09/2017
01:59
-A +A

En los próximos días se avanzará en la discusión en el Congreso de la Ley de Ingresos y el Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal 2018. Las estimaciones sobre el comportamiento de la economía del país para el año próximo con base en las que se elaboraron ambos documentos no presentan grandes variaciones con relación al desempeño previsto para 2017 y el comportamiento de los años anteriores.

Por ejemplo, con la excepción de 2013, cuando el Producto Interno Bruto (PIB) registró un aumento de 1.36%, en los años siguientes el incremento es ligeramente superior a 2%. En los Criterios Generales de Política Económica (CGPE) para 2018 la secretaría de hacienda estima un alza del PIB en un rango de 2% a 3%.

El promedio de las estimaciones del sector privado, contenidas en la encuesta de Banco de México, es de 2.27%. En los CGPE se afirma que en 2018 es necesario avanzar en la trayectoria de consolidación fiscal comprometida en 2013 y mantener la certidumbre en materia de impuestos. El resultado son ingresos relativamente semejantes a los alcanzados en el año en curso.

No obstante, la discusión se realizará en un contexto más complejo y difícil al de apenas unos días previos. El territorio nacional ha sido afectado por dos sismos de gran magnitud que han afectado a muchas familias y hogares.

Al dolor de muchos por la pérdida de familiares, amigos, vecinos o conocidos se agregan un número indeterminado de heridos; pero también daño en los patrimonios de muchas familias, y en sus condiciones laborales. A todo lo anterior debe agregarse la diversa infraestructura física que se ha destruido o se ha dañado. Los dos eventos afectaran la actividad económica y también pueden impactar las cuentas del sector público.

La calificadora Moody’s dijo el miércoles que aún cuando faltan muchos datos para estimar los daños y los recursos financieros que deben aplicarse para la necesaria reconstrucción, lo cierto es que la meta de superávit primario contenida en el paquete económico para el ejercicio fiscal 2018 puede resultar afectada.

Además, debe considerarse el curso de las negociaciones del TLCAN, cuya tercera ronda inicia el fin de semana en Canadá. En esta materia quedan pendientes de discutir las diferencias sustantivas. Según el secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, entre los temas clave que no se han tocado están: reglas de contenido de origen por país, los desequilibrios en las cuentas de comercio exterior y el tema laboral.

En el paquete económico para el ejercicio fiscal 2018 se define un gasto neto pagado inferior al total de ingresos. Sin embargo, esta diferencia es absorbida casi completamente por un crecimiento en el gasto no programable del orden de 7.3% en términos reales.

El aumento se debe en su mayoría al crecimiento del costo financiero que tienen las finanzas del sector público por un nivel de deuda nominal mayor y por el mantenimiento de una tasa de interés más alta. El punto es que la deuda pública y los pagos que reclama su mantenimiento no se relacionan con incrementos en la inversión pública.

El desempeño de las finanzas públicas tampoco generan expectativas positivas significativas para que existan incrementos en la inversión por cuenta del sector privado. En los CGPE para 2018 se establece que en 2017 la inversión crecerá en 0.3%, una cifra menor a la que estimó hacienda hace meses cuando elaboró los denominados pre-CGPE.

En 2018 no hay un gran cambio, dado que se estima un aumento de la inversión del orden de 1.8%, también menor al previsto meses antes. Las expectativas del sector privado consideradas en los CGPE son más pesimistas. En 2017 se considera unas caída de 0.32% y en 2018 un incremento de 0.51%.

Otras cifras de la macroeconomía tampoco registran cambios. Por ejemplo, la tasa de interés nominal con niveles de 7%, con una notable diferencia con la del mercado estadounidense.

La plataforma de producción de petróleo sin cambios con relación a 2017; por lo que la balanza petrolera será de nuevo deficitaria, como un dato más de la vulnerabilidad de la economía del país. Al examinar las fuentes de crecimiento de la economía se sigue destacando el impacto de la economía de Estados Unidos, considerando incrementos en las exportaciones no petroleras. Es la continuidad en la consolidación fiscal y en el pobre crecimiento de la economía.

 

Departamento de Economía. Universidad
Autónoma Metropolitana, Unidad Iztapalapa
Email: [email protected]

Departamento de Economía Universidad Autónoma Metropolitana, Unidad Iztapalapa [email protected]

Comentarios

 

MÁS EN OPINIÓN