Arriba Policía Federal a Hidalgo para resguardar presas

La Conagua solicitó el resguardo de la infraestructura hidráulica que se encuentra en un punto crítico por la falta de lluvias; autoridades temen que esto genere graves conflictos entre los usuarios del riego
Dinorath Mota / EL UNIVERSAL
26/06/2017
17:15
Dinorath Mota / Corresponsal
Pachuca, Hgo.
-A +A

Ante el riesgo de que se originen disturbios por parte de los campesinos de Hidalgo, este día arribó al estado un contingente de la Policía Federal que se encargará de resguardar la infraestructura hidráulica, debido a que se encuentra en un punto crítico por falta de lluvias, informaron la delegada estatal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), María Guadalupe Villeda y el secretario de gobierno, Simón Vargas Aguilar.

De acuerdo con el secretario, la dependencia federal pidió el apoyo del estado para poder garantizar el trabajo y seguridad de esta delegación,  debido a la sequía que se registra y que pudiera traducirse en conflictos graves entre los usuarios de riego.

La tardanza en las lluvias ha originado que la capacidad de almacenamiento en las presas disminuya. 

En Hidalgo se tiene una capacidad de 348.53 millones de metros cúbicos de agua, de los cuales, actualmente se pueden disponer sólo de 70.5 millones de metros cúbicos.

El panorama para esta entidad es grave, ya que de seguir con el retraso en las precipitaciones, la presa Endho, una de las más grandes e importantes de la entidad, tendría volumen disponible sólo al 20 de julio; mientras que los embalses Requena y Taximay, al 10 de agosto.

Las presas Rojo Gómez y Vicente Aguirre estarán disponibles hasta el 30 de junio, por lo que mil 500 hectáreas de cultivo se tienen consideradas como vulnerables; algunas zonas corren el riesgo de reportarse como perdidas.

Ante el temor de que pudieran registrarse brotes de inconformidad y que los campesinos tomen las instalaciones como pozos y canales, el comité hidráulico pidió que el gobierno solicitara la presencia policiaca,  por lo que al medio día comenzó a llegar un contingente que será distribuido en las zonas consideradas como foco rojo.

Uno de estos lugares es el ejido de Cinta Larga, donde por la mañana se registró ya un primer conflicto luego de que campesinos del municipio de Mixquiahuala intentaron cerrar una canaleta de riego que surte al menos 200 hectáreas a una demarcación vecina, lo que ocasionó una riña con dos lesionados.

iha

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS