Exigen en Guanajuato freno a la violencia contra periodistas

Karla Silva, periodista agredida en 2014, pidió a las autoridades que no hagan oídos sordos ante la violencia que ejercen a este gremio: inconformes piden seguridad y no más impunidad
Periodistas, como Karla Silva, se manifestaron este domingo. (Foto: Xóchitl Álvarez / EL UNIVERSAL)
02/04/2017
17:47
Xóchitl Álvarez / Corresponsal
Guanajuato, Gto.
-A +A

Periodistas del estado de Guanajuato exigieron este domingo un alto a las agresiones en contra del gremio periodístico, así como garantías para hacer su trabajo en paz y con tranquilidad y justicia, tras los asesinatos de colegas en varias entidades del país. 

No más agresiones a periodistas, ni un asesinato más”, clamaron al menos 40 comunicadores en las escalinatas del Teatro Juárez de esta capital.

La periodista Karla Silva, quien en 2014 fue golpeada en la redacción de El Heraldo de León, en Silao, por dos sujetos que atendían órdenes de jefes policiales y del entonces alcalde de Silao, Enrique Benjamín Solís Arzola, exigió a las autoridades que no hagan oídos sordos, como si no pasara nada, ante la violencia que se ejerce en contra de periodistas en muchos casos por los mismos actores políticos.

Mostró una cartulina con las imágenes y nombres de los periodistas asesinados en marzo de 2017: Mirolsva Breach, en Chihuahua; Cecilio Pineda, en Guerrero, y Ricardo Monlui, en Veracruz.

En la frente de Karla Silva sobresalen dos cicatrices a causa la violencia de la que fue víctima el 4 de septiembre. “Es una exigencia para que se detenga la impunidad que predomina en Guanajuato, que predomina en México, hacerle ver a la sociedad que aquí estamos, que somos sus voces, no podemos hacernos como que nada ocurre”, dijo la comunicadora.

A la manifestación de reporteros, corresponsales, fotógrafos, camarógrafos y columnistas, se unieron activistas y defensores de derechos humanos.

Demandaron justicia en el caso del periodista Gilberto Navarro, del diario AM, quien el 7 de marzo fue embestido por un automóvil que conducía Jorge Alberto Rodríguez Rocha, quien ocupaba un cargo público municipal y es hijo de la regidora del PRD en el Ayuntamiento de esta capital, Silvia Rocha.

Reclamaron la Ley de Protección a Defensores de Derechos Humanos y Periodistas, impulsada por comunicadores en la anterior y actual Legislatura, luego del atentado que padeció Karla Silva.

Arnoldo Cuéllar, director del diario digital Zona Franca, mencionó que los diputados han mandado un mensaje de impunidad al no aprobar esa ley. “Los políticos son absolutamente insensibles ante la situación de riesgo que se está tornando en el campo periodístico”.

Dijo que es muy grave lo que está pasando en el país con los gobernadores, que son una especie de señores feudales que pretenden amedrentar a los periodistas. En Guanajuato no es tan grave la violencia hacia los periodistas, “pero está empezando a serlo, por lo que es tiempo de pararlo, no habría que esperar a que pasen cosas muy graves”, acotó.

Es muy delicado el caso de Karla Silva, porque no es posible que un alcalde que representaba a todo un pueblo haya hecho una maquinación para agredir a una periodista porque no le gustaban sus notas, porque no le rendía pleitesía.

Sólo se están pidiendo garantías para que los periodistas hagan su trabajo en paz y con tranquilidad, coincidió con los corresponsales Carlos García y Verónica Espinosa, de la Jornada y Proceso, respectivamente.

Los periodistas exigieron al presidente Enrique Peña Nieto, al Procurador General de la República y a los gobernadores que los autores intelectuales y materiales de los asesinatos de periodistas y agresiones sean llevados ante la justicia. 

Cuéllar agregó que el Procurador de Derechos Humanos del estado, Raúl Montero, no ha dado un mensaje en el tema de los periodistas. En seis mese de ejercicio ha mandado mensajes de que no es autónomo, que no conoce el tema a fondo de derechos humanos y que no es valiente para representar los intereses sociales. 

cev

Mantente al día con el boletín de El Universal