Peligra vida de joven quemada por su esposo

Tiene lesiones en 70% de su cuerpo; fundación asume gastos hospitalarios
03/03/2017
01:19
Roselia Chaca / Corresponsal
Juchitán
-A +A

La vida de Jennifer Angélica Antonio Carillo, la joven de 18 años que fue quemada por su esposo, Edgardo “N”, está en peligro por la gravedad de las quemaduras de segundo grado en más de 70% de su cuerpo.

La joven, originaria de Matías Romero, en el sur de Oaxaca, fue trasladada en helicóptero al Hospital de Especialidades de Quemados de Veracruz, después de estar un día en el hospital Valentín Gómez Farías, en Coatzacoalcos, gracias a la Fundación Te queremos Ayudar, que se hizo cargo de los gastos hospitalarios.

Los familiares de Jennifer exigieron desde Veracruz a la justicia oaxaqueña la detención de Edgardo, por ser el principal sospechoso de la agresión, y que hasta el día de hoy sigue libre.

Además, la familia denunció la actitud de omisión del Ministerio Público de Matías Romero, que dejó pasar cinco horas para levantar las declaraciones, cuando desde las primeras horas la Policía Estatal destacamentada en Palomares recibió el reporte de la agresión y notificó la situación.

Eloísa López Toral , abuela de Jennifer, denunció que Edgardo “N” se dedicaba a la venta de combustible robado en la zona y que ejercía control sobre su nieta a pesar de los intentos de la familia por alejarla de la violencia en la que vivía.

Jennifer se casó con Egardo a los 15 años y tiene un niño de casi tres. El día de la tragedia su padre huyó con él, amenazando a los familiares de quemarlo también. Después de una búsqueda intensa y de presiones, entregó al niño, quien se encuentra con los abuelos.

La madrugada del 27 de febrero Jennifer discutió con su esposo. Según la denuncia de los familiares, él la golpeó, le roció gasolina y le prendió fuego en el patio de su casa, para luego llevarla al hospital.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS