Tras estallar huelga, pelean grupos de transporte urbano

Choferes piden mayor salario y prestaciones; trabajan 14 horas al día, denuncian; dicen que deben entregar más de mil pesos de cuenta y no tienen seguro social
Después de las 8:00 horas los choferes colocaron las banderas rojinegras en dos empresas de servicio de traslado para exigir mejores garantías y respeto a sus derechos laborales. (EDWIN HERNÁNDEZ. EL UNIVERSAL)
21/03/2017
01:21
Ismael García / Corresponsal
Oaxaca
-A +A

[email protected]

La primera huelga de choferes del transporte urbano en Oaxaca estalló ayer en la capital del estado y devino en una riña entre conductores de dos grupos; tras recibir el aval de la Junta de Conciliación y Arbitraje la noche del domingo, la Federación Obrera Revolucionaria de Agrupaciones Sindicales de la República Mexicana (FORAS) colocó después de las 8:00 de la mañana de ayer las banderas rojinegras en dos empresas de servicio de traslado de pasajeros.

El acto fue atestiguado por dos actuarios y un representante del órgano laboral, Javier Felipe Roque Velásquez, en las oficinas de Choferes del Sur S. A. de C. V. y de Transportes Urbanos de la Ciudad de Oaxaca S.A. de C.V. (Tucdosa), en la agencia de Santa Rosa Panzacola de la ciudad.

Según el representante legal de más de 500 trabajadores, Alejandro González Forastieri, los concesionarios de autobuses del transporte público se han negado a firmar el contrato colectivo de trabajo, incrementar las prestaciones y el salario, así como a reinstalar al menos 20 choferes despedidos.

Expuso que un empleado labora al menos 14 horas al día, bajo la exigencia de entregar una cuenta de más de mil pesos, y sin contar con seguro social ni otras garantías laborales. Denunció también que los patrones pretendían usar “grupos de choque” para impedir el paro de labores.

Por su parte, la empresaria Alejandra Gómez Candiani, presidenta del Consejo de Administración de ambas empresas, reconoció el derecho de huelga, pero dijo que habían convenido que 40% de unidades de transporte no pararían labores, lo cual no se cumplió, al retener los trabajadores de manera ilegal camiones en servicio.

Después de las 11:00 de la mañana, un supuesto chofer en paro comenzó a promover la retención de camiones que sí estaban prestando el servicio, lo que generó una riña entre dos grupos, así como la detención de éste, lo que obligó la presencia policiaca.

 

Condiciones deplorables. Uno de los trabajadores afectados, quien se identificó como Alejandro G., denunció que los empresarios los han tratado de manera abusiva, negando todos los derechos laborales y cometiendo una serie de atropellos.

“Lo han hecho aún a sabiendas que todas las plazas son sindicalizadas, ningún conductor puede ser empleado de confianza; hay un contrato colectivo que se han negado a respetar y lo único que han hecho es intimidar al trabajador para que no proteste”, dijo.

Indicó que sufren también explotación pues los concesionarios colocaron un sistema de sensores para medir el número de personas que transportan durante el día, pero que éste no es real. Por esa razón, el 9 de febrero pasado la agrupación FORAS anunció el emplazamiento a huelga, mismo que fue desdeñado por los empresarios del transporte.

Horas más tarde, la dirigencia de ese sindicato, como los concesionarios, fueron llamados a una mesa de diálogo con representantes del gobierno del estado, sin que hasta el momento haya una solución a la problemática.

La capital de la entidad cuenta con aproximadamente 900 unidades de cinco líneas que dan servicio de pasaje a más de 260 colonias y zonas conurbadas; al menos 50% paró labores.

 

Más protestas. Por otra parte, al mediodía de este lunes, conductores de taxis y camiones de localidades vecinas cerraron el Periférico y la avenida Hidalgo de la capital, en inmediaciones de la Dirección de Vialidad del ayuntamiento de la ciudad, para exigir la liberación de un chofer detenido tras protagonizar un accidente vial.

Por más de una hora mantuvieron su bloqueo, tras lo cual regresaron a sus actividades, bajo el compromiso de la autoridad municipal de dejar en libertad al conductor de la unidad, de la Villa de Zaachila.

La jornada de movilizaciones de ayer en la capital la cerraron integrantes de al menos ocho organizaciones aglutinadas en la Federación Estatal de Sindicatos de Oaxaca, que marcharon hacia el zócalo e instalaron un “plantón”, para exigir la reactivación económica y el desarrollo de las comunidades de la entidad.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS