Atrapan a "El Chanda", jefe del grupo criminal "Los H3"

Gilberto Gómez fue capturado en un restaurante del municipio de Nueva Italia; detención del criminal causó bloqueos de sus secuaces para exigir su liberac ió n
Según los reportes policiales, un enfrentamiento en el poblado de Cuatro Caminos llevó a las autoridades a implementar un operativo en esa zona de entrada a la Tierra Caliente, lo que llevó a la captura del capo (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
13/03/2017
01:16
Carlos Arrieta / Corresponsal
-A +A

[email protected]

Elementos de la Base de Operaciones Mixtas de la región de Tierra Caliente informaron de la captura de Gilberto Gómez Romero El Chanda, lugarteniente del grupo criminal “Los H3”, liderados por Luis Antonio Torres El Americano.

El operativo coordinado entre fuerzas federales y estatales permitió trasladar y poner a disposición de la Procuraduría General de la República (PGR) a Gómez Romero, considerado uno de los líderes criminales más buscados en la entidad.

Será el Ministerio Público federal el que determine la situación jurídica del detenido, señalado como presunto jefe de plaza de una organización delincuencial en los municipios de Apatzingán, Parácuaro y Buenavista.

En el operativo para su traslado y puesta a disposición participaron elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y de la Policía Michoacán, con base a los protocolos que marca la ley y sin que se registrara ningún incidente.

Según los reportes policiales, un enfrentamiento a tiros registrado en el poblado de Cuatro Caminos, llevó a las fuerzas federales y estatales a iniciar un operativo en esa zona de entrada a la Tierra Caliente.

Durante los recorridos detectaron a una persona al interior de un establecimiento de comida, el cual coincidía con los rasgos de un “objetivo criminal”, por lo que al ingresar corroboraron que se trataba de Gilberto Gómez Romero.

Los informes preliminares indicaron que El Chanda no opuso resistencia, por lo que fue revisado y asegurado por las autoridades, quienes le encontraron entre sus pertenencias un arma de fuego de grueso calibre.

La detención de este lugarteniente criminal provocó que sus seguidores bloquearan con un autobús de pasajeros la carretera Cuatro Caminos-Apatzingán, a la altura del puente de Úspero, para exigir su liberación.

Después de la disolución de las guardias comunitarias, El Chanda fue uno de los jefes de plaza que continuaron con extorsiones, homicidios, secuestros, cobros de piso y más prácticas heredadas de La Familia Michoacana y Los Caballeros Templarios.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS