Lo detienen por decir que los policías le caen gordos

“Yo nada más dije 'que no haya muchos policías porque me caen gordos…' esa es una libertad de expresión, ¿no?”, se escucha a decir en un video a un joven que fue arrestado en Jesús María, Aguascalientes
Foto: Tomada de video
06/02/2017
10:25
Xóchitl Álvarez / Corresponsal
Aguascalientes
-A +A

Un joven fue detenido por elementos de Seguridad Pública en el municipio de Jesús María, Aguascalientes, por expresar en público que “los policías le caen gordos”.

En un video colocado en las redes sociales se observa la intervención de cuatro elementos de la Policía Municipal que esposan al muchacho y se lo llevan a bordo de la unidad SEG178, a la vista de decenas de personas que reprochan la actuación policial.

“Yo dije nada más 'que no haya muchos policías porque me caen gordos…' esa es una libertad de expresión, ¿no?”, expresa el detenido en la grabación.

“¡No lo jalen!”, “¿qué te hizo?”, “nunca lo ofendió, nunca dijo su nombre”, “¿qué seguridad tenemos en Jesús María?”, “no saben trabajar señores policías”, se le escucha decir a diversas personas.

En el oficio de disposición del Juez Calificador número 16943 se describe que al joven Rodrigo Ramírez Serna, de 28 años de edad, de oficio albañil, se le detuvo por “ocasionar disturbios en la vía pública, insultos a la policía y por resistirse al arresto”, a las 19:00 horas del 2 de febrero de 2017.

Además por “las faltas” administrativas el juez le impuso una multa de 500 pesos.

La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Aguascalientes (CEDHA) inició una queja de oficio al conocer la grabación y comisionó a un visitador especial, quien se trasladó al municipio de Jesús María para investigar el hecho y entró en contacto con Rodrigo Ramírez Serna.

En su testimonio ante el representante de Derechos Humanos, Ramírez denunció que un comandante de nombre Adán le dio dos golpes con el puño cerrado en el ojo izquierdo y lo agarró muy fuerte diciéndole: “Ésta es tu libertad de expresión”.

“A MÍ TAMBIÉN ME CAEN GORDOS”

El presidente de la CEDHA, Jesús Eduardo Martín Jáuregui, informó que se examinó el video y de acuerdo a su contenido nada de lo referido en el oficio de puesta a disposición al Juez Calificador es cierto.

“Por la vista que se dio a la grabación, nos damos cuenta que los policías hicieron exactamente todo lo que les hemos dicho que no hagan, justamente las recomendaciones que se han hecho no se tomaron en cuenta y más aún, actuaron verdaderamente con prepotencia, arbitrariedad, cuando aparentemente todo lo que les dijo este joven es que ‘le caían gordos los policías’.

“Y es que una cosa quiero señalar: a mí también me caen gordos los policías autoritarios, me caen gordos los policías arbitrarios, los policías atrebiliarios, me caen gordos los policías prepotentes; ese tipo de policías no abonan para la buena convivencia, para la sana convivencia, para mantener el orden”, dijo Martín Jáuregui.

El ombudsman subrayó que la detención del joven no está justificada, no se acreditó ante el juez municipal la acción que le atribuyen. “El hecho de que hubiera manifestado, a lo mejor, en voz alta, si le caía gordo el policía o la policía o el servicio que da la policía, no justifica para nada la detención”.

El presidente de la CEDHA enfatizó que a Ramírez no tendrían que haberle puesto los aros de seguridad y en el video se ve que se los aplican aprentándoselos para provocarle lesiones, dolor y sometimiento, aun y cuando el joven está tranquilo. Tampoco tenían por qué habérselo llevado en la caja de la camioneta, que lo prohíbe el Reglamento de Tránsito.

Dijo que el juez municipal también actuó mal al aplicarle una multa de 500 pesos, sin tener elementos probatorios de lo que estaban diciendo los policías.

El defensor consideró plenamente justificado el enojo de la ciudadanía que presenció la actuación de los uniformados, porque esto ocurre cuando la Policía actúa de manera prepotente, irresponsable. “En este caso el joven no había hecho nada que justificara su detención”.

Dijo que la queja se inició de oficio y el martes próximo será ratificada por el agraviado.

Martín Jáuregui informó que entró en contacto con el presidente municipal de Jesús María, Noel Mata Atilano, para dar seguimiento a este caso y plantear otros hechos de violación a los derechos humanos que implican a los policías de ese municipio, entre ellos la muerte de una persona en los separos que no ha sido aclarada.

CASO DEL “NALGUEADO”

Recordó que el municipio también sigue sin aclarar “el caso del nalgueado”, el hombre que fue torturado por policías del Mando Único estatal, el 3 de septiembre pasado en el estacionamiento de la Secretaría de Seguridad Pública del municipio de Calvillo.

Dijo que la corporación se ha negado a proporcionar los nombres de los policías que participaron, es decir que le bajaron el pantalón al detenido y con una tabla lo golpearon en los glúteos hasta casi sangrarlo.

El defensor de derechos humanos anticipó que si sigue la negativa de proporcionar los nombres de los uniformados implicados, la CDHEA hará una recomendación por violaciones a los derechos humanos contra toda la corporación y contra su titular.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS