Se encuentra usted aquí

Maestra baleada usa lenguaje de señas

De niña, Cecilia aprendió este sistema con su hermana para evadir a papás, señalan
Cecilia Cristina es maestra de tercer grado de secundaria en el Colegio Americano del Noreste, donde el 18 de enero un adolescente le disparó (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
01/02/2017
01:21
David Carrizales / Corresponsal
-A +A

Monterrey.— El estado de salud de la maestra Cecilia Cristina Solís, herida el pasado 18 de enero junto con tres de sus alumnos por un estudiante que se después se quitó la vida, evoluciona favorablemente al grado de que utiliza el lenguaje de señas para comunicarse con sus familiares.

La profesora fue sometida a operaciones conocidas como traqueotomía y gastrostomía, la segunda es una vía para que se alimente por el estómago y la primera es para que se conecte al ventilador a través de la tráquea, lo que le impide hablar.

Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud estatal, informó que Cecilia evoluciona favorablemente y atiende órdenes sencillas; por ejemplo, responde a frases como “cierra los ojos” o “apriétame la mano”.

Además, comentó el funcionario, como aprendió un lenguaje de señas para sordomudos que utilizaba con su hermana para comunicarse sin que sus padres supieran lo que se decían cuando eran pequeñas.

Ahora ese lenguaje lo usa con su hermana para decirle “me duele la cabeza”, “ráscame la pierna o “pónme música”, detalló.

Dijo que tiene disminución muscular en la parte izquierda del cuerpo, “y esperamos que conforme pase el tiempo lo vaya recuperando”.

Cecilia Cristina es maestra de tercer grado de secundaria en el Colegio Americano del Noreste, donde el pasado 18 de enero un adolescente disparó un arma de fuego contra ella y tres de sus compañeros.

Antes de la tragedia, la profesora viajaba diario dos horas de ida y dos de vuelta del colegio a su casa, en la zona poniente de Monterrey, en la colonia del Paseo Residencial, hasta la salida a la carretera a Saltillo.

La joven de 27 años también es integrante del coro de la Escuela Normal Superior Moisés Sáenz Garza.

La alumna que también recibió un impacto en la cabeza ha evolucionado favorablemente; está reactiva, atiende órdenes verbales simples, y para el miércoles se planea retirarle el respirador.

Mientras, el adolescente, también lesionado en la cabeza fue sometido igualmente a las operaciones de traqueotomía y gastrostomía, y hay que esperar más tiempo —algunas semanas— para ver las respuestas neurológicas. La tercera víctima del ataque, recibió un disparo en el brazo, por lo que se encuentra fuera de peligro.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS