Crónica. El pánico se extiende por todo el puerto

Tras la balacera, a través de mensajes de texto y voz, pedían a los ciudadanos “no salir de casa”
EFE
18/01/2017
01:23
Miriam Domínguez
-A +A

Los diversos tiroteos registrados en Cancún, Quintana Roo, desataron el pánico de la ciudadanía; la incertidumbre fue el factor común entre la población.

La información se propagó rápidamente en redes sociales, muchas versiones circularon y al igual que en otras ocasiones —como los recientes saqueos registrados por el alza a las gasolinas— alimentaron el miedo.

En un audio, una presunta testigo de los hechos ocurridos en la Fiscalía General, con voz temblorosa, narra que los agresores “entraron por la pluma del estacionamiento, mataron a don Germán [el encargado del acceso]... a quien le dieron un balazo en la cabeza”.

Explica que los sujetos lanzaron granadas por la parte de atrás de la dependencia y “rafaguearon a varios compañeros”. La mujer aconseja que lo mejor es no salir de casa y dice que pudo salir de la dependencia custodiada de agentes.

En un video que circuló por la red se puede apreciar que en un autobús de transporte público, los pasajeros se tiran al piso ante los estruendos producidos por los disparos en las inmediaciones de la fiscalía.

Al menos cuatro mujeres permanecen en suelo del vehículo; gritan, están desesperadas y nerviosas, ninguna se imagina que éste no fue el único tiroteo.

Como esas imágenes hubo muchas otras: gente corriendo, asustada, todos intentan esconderse, resguardan sus vidas y las de sus seres queridos.

En otro video, las personas que se encuentran en una tienda del centro comercial Plaza Las Américas buscan refugio, permanecen agachadas, algunas le dicen a otras “métete”.

Un ciudadano más grabó el momento en que elementos de la Policía Municipal arriban a la avenida Nichupté, como parte de la persecución desatada tras el ataque a esa dependencia.

Incluso, muestra uno de los impactos en una casa cercana, que asegura fue provocado por un lanzagranadas, también explica que dos fugitivos llegaron en motociclistas y otros dos tomaron una vivienda.

En una grabación, una mujer que se identifica como reportera, recomienda alejarse de la zona, mientras que en otras imágenes, una joven logra evitar ser herida por un artefacto explosivo que detona en esa zona.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS