Extravía la Procuraduría armas y hasta lanzagranadas

Cinco subametralladoras y 58 pistolas, entre faltantes en inventario; Torreón reporta 20 pistolas y tres escopetas perdidas, según informe
Efectivos del Ejército mexicano vigilan un arsenal decomisado en una casa de seguridad en el municipio de Sabinas en 2011. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
10/01/2017
01:23
Francisco Rodríguez / Corresponsal
Torreón
-A +A

[email protected]

De 2006 a la fecha, la Procuraduría de Justicia de Coahuila y las policías municipales han extraviado, perdido o les han robado en conjunto al menos 139 armas, incluidos fusiles y subametralladoras.

La procuraduría local es la institución que más armamento tiene perdido, con 79 armas, entre éstas, cinco subametralladoras y un lanzagranadas que nadie sabe dónde están.

Mediante una solicitud de información, la Dirección General de la Policía Investigadora y la Dirección General Jurídica, de Derechos Humanos y Consultiva detalló que 58 pistolas de la procuraduría fueron robadas, extraviadas o se perdieron, siendo el tipo de armamento más común en esta situación.

Además de las pistolas, el lanzagranadas y las cinco subametralladoras, hay tres carabinas, tres escopetas y nueve fusiles que ya no están en el inventario de la PGJ.

En Torreón, la policía tiene reportadas 38 armas en calidad de extraviadas desde 2006: 10 revólveres, 20 pistolas, cinco fusiles y tres escopetas; es la segunda institución con más armamento “perdido”.

En 2011 se reportaron 14 armas extraviadas, la mayor cantidad desde 2006. Ese año se documentaron 739 víctimas de homicidio doloso en Torreón, según datos de la Procuraduría General de Justicia.

En Saltillo hay ocho armas cortas extraviadas, una en 2011; cuatro en 2012; dos en 2013 y una en 2016. En Ramos Arizpe existe el reporte del robo de un revólver calibre 38 Smith & Wesson en 2011.

El municipio de Francisco I. Madero tiene cuatro revólveres extraviados, uno en 2013 y el resto en 2014. El municipio de Matamoros tiene dos armas reportadas como extraviadas, un revólver calibre 357 magnum y un revólver 38 Smith & Wesson.

El municipio de Nadadores tiene un arma extraviada en 2008: un revólver calibre 38. En San Juan de Sabinas hay un revólver reportado como extraviado, mientras que en Monclova una Pietro Beretta 9 mm se extravió en diciembre de 2014.

La policía de Piedras Negras tiene extraviadas cuatro armas: una escopeta Mosberg calibre 12, en 2008, y tres pistolas Beretta 9 milímetros en 2009, 2011 y 2013.

 

Tiempos violentos. Juan Adolfo Von Bertrab, miembro del Consejo Estatal de Seguridad Pública de Coahuila, recordó que el estado viene de un proceso complicado en materia de seguridad, por lo que admitió que algunas corporaciones estaban infiltradas con la delincuencia.

“Hay algún armamento que en algún momento se perdió y cuando se comete un delito brinca el tema que pudiera ser un arma que era propiedad de alguna corporación; no hay casos puntuales, pero pudiera existir porque pueden ser utilizadas en la comisión de un delito o en el daño de una persona”, reconoció.

Aseguró que en los últimos meses no se han presentado casos ante el consejo, por lo que, dijo, se tiene un control muy exhaustivo.

Explicó que en el momento en que se detecta la falta de un arma, se inicia una investigación con el elemento a cargo de ella y se presentan cargos. Aseguró que existe cero tolerancia y que si el elemento resulta culpable o existe alguna omisión, se puede proceder judicialmente contra él:

“Aunque el elemento trae a cargo un arma, no siempre está en su poder en todo momento; cuando salen de turno la tienen que regresar. Hay corporaciones que por su sistema de trabajo y movilidad la traen un mayor tiempo consigo pero deben tener una revisión continua, se revisa el número de serie y el estado.

El miembro del Consejo de Seguridad Pública opinó que sí existe control, “tanto, que se conoce cuando falta un arma”. Además, afirmó que la Sedena hace constantes operativos y todas las corporaciones llevan una bitácora diaria de las armas.

 

Reservan información. La Comisión Estatal de Seguridad tiene un acuerdo de reserva de información desde 2014 y ofreció una estadística porcentual que no aclara nada. Por ejemplo, en 2013, 0.67% del rubro de arma corta están desaparecidas, fueron extraviadas o robadas, pero no aclara si el porcentaje corresponde al total del armamento que dispone la Comisión o a qué rubro.

Los municipios de Viesca, Arteaga, Sabinas, Acuña, General Cepeda y San Pedro de las Colonias reservaron la información al argumentar que atenta contra la seguridad.

En el caso de Viesca se menciona que únicamente se ha tenido un evento con violencia donde fueron robadas “algunas armas”, pero restringe la información. Sin embargo, el robo que hace mención se refiere a uno que sucedió en noviembre de 2015, cuando 10 hombres armados entraron en la madrugada a las instalaciones de la policía y se robaron, según reportes oficiales, siete armas cortas, un AR-15 y una escopeta.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS