¿Cuándo vienes por mí?, dice Anastasia a su papá

Igor Lechtchenko no ha visto a la joven desde el día del doble homicidio
La hija mayor de Igor Lechtchenko está recluida, desde el 25 de junio, en la penitenciaría de Tijuana. Foto: Especial
08/07/2015
00:55
Laura Sánchez / corresponsal
-A +A

Tijuana .— Han sido cuatro llamadas las que ha recibido Igor Lechtchenko desde un penal. De los nervios que siente de que su hija Anastasia llame, a veces no sabe que tecla presionar para contestar. La última vez, la joven de 19 años le preguntó: “¿Cuándo vas a venir por mí?”.

Anastasia Lechtchenko fue encarcelada por el presunto asesinato de su madre y hermana.  El caso ha resonado primero por la filtración de un video por parte de la Procuraduría de Justicia de Baja California, donde la joven confiesa a agentes ministeriales su culpabilidad.

La comunidad ha estado pendiente de su captura por parte del agentes del Ministerio Público y liberación de un Juzgado en Baja California; su recaptura y  careos donde la chica cambió su versión y aseguró que fue torturada por los agentes ministeriales para confesar la autoría del crimen.

Anastasia se encuentra recluida en la penitenciaria de Tijuana desde el 25 de junio. Su padre no la ha visto desde el pasado 7 de junio,  cuando ocurrió el doble homicidio.

Las llamadas han sido cortas, pues la joven no tiene tarjeta telefónica. En ésta última le reiteró que es inocente y que lo quiere mucho.

Igor lo cuenta tranquilo, su tono de voz es más pausado que la última vez que platicara con EL UNIVERSAL. Le tranquiliza que Anastasia esté bien y que las autoridades penitenciarias le hayan proporcionado una ficha para obtener el pase de visitas.

Dice que la verá el próximo 15 julio. También le enviará un par de tenis, y más pants color gris para que los use dentro del penal.

Este martes,  la nueva defensora de Anastasia, la abogada Xóchitl de Labra, recibió una copia del expediente. Posterior al análisis del dossier, la litigante informó que se decidirá el rumbo de la defensa. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS