Yuri: Ser obediente a Dios es muy difícil y más si eres artista

La cantante mexicana estuvo en Chile por su próximo show, a un mes de estrenar su nuevo disco, "Primera Fila"
FOTO: Archivo.
05/08/2017
11:42
GDA / El Mercurio Chile
Santiago
-A +A

Para Yuri llegar a Chile es como "entrar por la puerta de su casa". No es para menos, ya que la artista mexicana ha consagrado su carrera en el país desde que era adolescente —y que consolidó a los 20 años en el Festival de Viña en 1984—, y además en 1995 se casó con el cantante nacional Rodrigo Espinoza, ex integrante del grupo Aleste.

Por lo mismo, no es extraño para la intérprete hablar con algunos modismos chilenos o verse tentada por las sopaipillas de su suegra. Sin embargo, lo que la tuvo en Santiago esta semana no fue una visita familiar, sino la promoción de su nuevo disco Primera Fila (2017), y su show en el casino Monticello en el marco de la gira "Tan Cerquita Tour".

"Venir a Chile es sentirme en casa, porque la gente me quiere. Soy una artista muy amada y reconocida, reconocen mi talento y mi trayectoria, a pesar de mis vaivenes la gente se acuerda de mí", contó la artista azteca de 53 años en conversación con Emol.

El 23 de junio pasado, Yuri —nombre artístico de Yuridia Valenzuela— estrenó su nuevo álbum, el que fue grabado a partir de una presentación especial que también cuenta con un DVD. Para ella, este trabajo "tiene un significado especial", porque lo considera "uno de los mejores" de su carrera hasta el momento.
 

"Es recordar todos mis éxitos más importantes que me dieron crecimiento a nivel internacional, popularidad. Y hacerlos ahora de otra manera para un público nuevo y para aquellos que me siguen hace años, era como un reto (...) Volver a hacer discos con éxitos es como que pareciera más fácil, pero en este caso había que darles un retoque a las canciones, canciones de hace 20, 30 años, había que darles una transformación y ver si a la gente le gustaría la transformación, porque a mí me puede encantar, pero el público tiene la última palabra", sostuvo. En el show, que se tradujo al CD, acompañaron en el escenario a la cantante músicos como Manuel Mijares, Pandora y Carlos Vives, algo que ella destacó: "La parte bonita es cantar con mis amigos", dijo.

Yuri es una ferviente creyente de la fe cristiana —desde que enfrentó problemas de salud a mediados de los 90—, algo que puede sonar a una vida llena de contradicciones y problemas por el estilo de vida que normalmente llevan los artistas. Pero pese a que la mexicana ha seguido un camino constante por su religiosidad, que incluye ser pastora junto a su esposo, aceptó que no ha sido fácil.

"Yo creo que es el trabajo más difícil que tengo, porque todo lo que dice Dios es todo lo contrario a lo que te dice el mundo y a lo que te dice el medio artístico. Porque el medio artístico es diva, el yo, la soberbia, la fama. Son muchas cosas que el ambiente artístico te pone, hay cosas muy hermosas, pero también hay cosas difíciles", sostuvo y añadió: "Gracias a Dios soy una mujer que tengo mis tiempos. Así como doy tiempo a mi carrera, le doy tiempo a mi familia y me doy tiempo para meditar la palabra de Dios, para estar a tiempo con Dios".

En su trayectoria, la "Reina del pop latino" ha visto grandes ofertas tentadoras, las que tuvo que rechazar para mantener una "coherencia" con sus creencias. "Tengo que ser convincente con lo que digo y con lo que hago, no puedo decir soy cristiana y estoy en Playboy. Ya no puedo hacer esas cosas", indicó. "Sí he tenido encontronazos. Me frustro, porque he dejado proyectos de lado, de muchos miles de dólares. Es muy atractivo. Soy cristiana, pero me gusta ganar y me gusta crecer y tener como a todos los seres humanos", agregó.

"Eso hay que trabajar, y cuesta mucho trabajo y ser obediente a Dios es muy difícil y más si eres artista. No la he pasado bien, pero ha tenido buenos resultados a mi vida como mujer, como mamá, como esposa, como artista veo que doy más frutos que antes". El show de Yuri en el casino Monticello se realizará el próximo 1 de septiembre.

sc

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS