Se encuentra usted aquí

Julio sólo desea tiempo

El artista español vendrá en octubre al país
Julio Iglesias lanzará el segundo disco dedicado a México, una producción que, dijo, lo puso nervioso (SONY MUSIC)
10/07/2015
01:36
Erika Monroy
-A +A

[email protected]

“Dime qué te ha platicado tu mamá de mí”, dice Julio Iglesias al teléfono desde Málaga. Al preguntarle si se siente un rompecorazones, el español ríe y dice que no lo es, y que mejor se hable de su nuevo disco que es puro amor a México.

Según Iglesias, es el único artista internacional que le ha dedicado dos discos enteros a la música de nuestro país. La primera vez lo hizo en 1975, hace 40 años.

“En aquella época cantaba muy mal, así que ahora que canto un poco mejor, está bien”, comenta. Hoy se estrena el primer sencillo “Fallaste corazón”, que para el artista es una de las canciones históricas de la música nacional.

Luego de tres tequilas es que Iglesias decidió darse la oportunidad con un nuevo disco que estaría alejado del folclor y que buscaría sonidos más frescos combinados con su estilo.

“No pensé que este disco sería tan difícil de hacer, me tomó año y medio y aunque no lo parezca, estuvo lleno de inseguridades, de temores, pero al final me gustó lo que quedó, tanto que hasta me gusta escucharlo”, explica Iglesias, quien vendrá a México en octubre.

Según el madrileño, él no escucha su propia música. Entonces, ¿qué música le gusta a Julio Iglesias?

“La verdad es que no escucho la radio, hace mucho que no oigo música y menos la más nueva porque me confunde y ya tengo mucho qué hacer en mi vida como para andar confundido”.

Sin embargo, para el ibérico la musica mexicana es parte fundamental de su carrera y de su vida. Fue gracias a sus padres que pudo acercase a los autores mexicanos más importantes.

“La razón principal por la que decidí hacer este disco es porque amo la música mexicana, me encantan sus autores, he cantado con muchos de ellos en directo y ahora tengo la suerte de dedicarles el disco a la mayoría de ellos y a posiblemente la música más bella”.

Iglesias cuenta que cantó 20 temas y tuvo que escoger solamente 12 para formar el disco México y explica que la regla para escogerlos fue elegir canciones que todo el mundo pudiera conocer y cantar: históricas y emblemáticas.

Con casi cinco décadas dedicadas a cantar y a llevar su música por todo el mundo, el cantante está a punto de cumplir 72 años, sigue de gira, grabando discos y haciendo shows.

“La verdad, lo único que me falta es tiempo para hacer las cosas que tengo pendientes”.

Sobre la industria musical actual. En 1968, Julio Iglesias comenzaba su carrera artística y pronto empezaría a hacer que sus canciones se escucharan en muchas partes del mundo. Conciertos, contratos con algunas televisoras y produciendo más discos, el español llegó a vender hasta 300 millones de copias de uno de sus álbumes.

“La verdad es que adaptarse a la música del siglo XXI no es fácil para mí, lo que pasa es que sí he buscado sonidos más contemporáneos”, explica.

Iglesias tuvo oportunidad de colaborar con otros artistas internacionales como Diana Ross. Con su experiencia, reconoce que la industria musical también ha cambiado y eso ha afectado a los artistas.

“En realidad la historia de cómo se reparte la musica y cómo se adquiere ha cambiado radicalmente en los ultimos 10 o 15 años, porque ahora la gente tiene acceso a la música más rápido”, señala el cantante.

Reconoce que algunos artistas se han quedado en el camino por la rapidez con la que las cosas suceden.

“La gran disconformidad mía es que los artistas ahora nada más tienen una oportunidad y que es muy rápida los para cantantes y autores”, agrega.

Recientemente, Iglesias fue intervenido quirúrgicamente por un problema en su columna y ha estado recuperándose poco a poco.

“Lo más importante es que las respuestas del cerebro se ven reflejadas en el cuerpo. Porque no se suben las escaleras de la vida igual a los 70 años que a los 40 o a los 30, entonces lo que estoy haciendo ahora es contándome muchos ascensores”, dice.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS