Se encuentra usted aquí

Los cayos que cautivaron a Hemingway

Son esas islitas cubanas de baja profundidad, verdaderos paraísos que tienes que conocer
Cayo Santa María es uno de los dos mil 517 cayos e islotes cubanos. (Foto: Gaviota Hoteles)
Cayo Santa María es uno de los dos mil 517 cayos e islotes cubanos. (Foto: Gaviota Hoteles)
18/02/2017
05:43
Emol/GDA
-A +A

Cuba tiene decenas de islitas de baja profundidad formadas en la superficie de un arrecife de coral, mejor conocidas como cayos. Estos rodean la isla principal y  se han convertido en un destino ideal para la práctica de deportes acuáticos o para pasar unos días de descanso y diversión en un lugar paradisiaco marcado por arenas blancas, buena temperatura y aguas cristalinas. 

Frente a este paraíso, no resulta difícil comprender la obsesión manifestada por el escritor estadounidense Ernest Hemingway, quien recorrió y disfrutó el destino y luego lo inmortalizó en su obra Islas en el Golfo.

Los cayos Romano y Coco son los dos más grandes de Cuba y entre ambos suman mil 147 kilómetros cuadrados de extensión.

¿Cuál es el mejor cayo para vacacionar? 

Cuba tiene un total de dos mil 517 cayos e islotes pero no todos están habitados. Además de los ya mencionados, y que son los más populares a nivel mundial, también sobresalen otros como Santa María, Ensenachos, Las Brujas, Guillermo, Largo del Sur y Jutías, entre otros. 

Cayo Santa María es uno de los islotes con más flujo de turistas extranjeros. Muchos de ellos llegan atraídos no soo por la belleza de su costa, sino por lo que se encuentra bajo sus aguas, pues aquí existen al menos 24 sitios para bucear, con maravillosas especies coralinas y peces. 

Cayo Las Brujas también es blanco de la industria hotelera que ya anunció la apertura de cinco nuevos complejos turísticos durante este año y el 2018. Ambas islas son el lugar ideal para disfrutar de un bello entorno y una agradable diversión.

En el caso de  Cayo Ensenachos que tiene tan solo dos kilómetros cuadrados de superficie. “Sus playas ofrecen al visitante esa sensación de aislamiento total, alimentado por un sereno mar verdoso con manchones azules. Rara vez hay mucha gente en Cayo Ensenachos, pues aparte de un resort, no hay más hotelería. Una playa ideal para quienes buscan exclusividad y lujo incomparable.

Estos tres cayos  son conocidos como “la rosa blanca de los jardines del rey”, por encontrarse unidos a la isla mayor con un imponente pedraplén (camino de rocas), considerado uno de los logros arquitectónicos más grandes de Cuba, diseñado y construido para no dañar el ecosistema marino y terrestre de la zona. La ruta tiene una extensión de 48 kilómetros de largo y está conformado por grupos de rocas unidas por 46 puentes. 

Cayo Guillermo, con una superficie de 13 kilómetros cuadrados, tiene como principales atracciones su cercanía con la segunda barrera de coral más grande del mundo, una población de bellos flamencos rosados que pueden apreciarse por todo el lugar y la playa Pilar, reconocida como una de las mejores del país. Su nombre fue dado gracias al escritor estadounidense Ernest Hemingway que solía recorrerla a bordo de su yate “Pilar”.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS