Se encuentra usted aquí

¿Conviene viajar a Grecia?

Estos son los posibles panoramas en el futuro del turismo en este país
Las islas de Santorini y Mykonos son los destinos más codiciados (Foto. Thinkstock)
13/07/2015
00:05
Diana Briseño
-A +A

Se viven momentos de incertidumbre en Grecia mientras se espera la respuesta de la Troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y Fondo Monetario Internacional) acerca de las reformas propuestas por el gobierno helénico con el fin de obtener un tercer rescate financiero (estimado en 50 mil millones de euros), de acuerdo con datos proporcionados por la agencia EFE.

Pero dentro del paquete fiscal se han  incluido una serie de incrementos que podrían afectar a los turistas. El gravamen al hospedaje y transporte subiría de 6.5%, que tienen actualmente, a 13%, mientras que en restaurantes la cifra se elevaría de 13% a 23%, explica Abraham Vergara, catedrático en el Departamento de Estudios Empresariales de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México.

Por el momento

La última notificación para turistas emitida la semana pasada por la Embajada de Grecia en México, informa que los viajeros pueden retirar dinero de los cajeros automáticos sin las restricciones impuestas a los locales, quienes no pueden disponer de más de 60 euros.

Sin embargo, Julio Castañeda, presidente de la Asociación Mexicana de Agencias de Viajes, recomienda que si tienes planeado un viaje a ese país lleves la mayor cantidad de efectivo posible ya que para poder retirar hay largas filas.

Aconseja llevar varias formas de pago, como tarjetas de crédito y débito, y cheques de viajero. Cuando salgas del hotel no lleves contigo todo el dinero, deja una cantidad en la caja fuerte de tu habitación. Casteñada dice que, hasta el momento, no se han registrado cancelaciones de mexicanos al destino, pues no se han reportado problemas de inseguridad en las zonas turísticas.

Incremento de impuestos

Si se llegara a aprobar el incremento de impuestos en servicios turísticos el panorama podría ser diferente, advierte Vergara, ya que probablemente los turistas tendrían que cubrir el gravamen.

Mientras que, Fabiola Hernández, directora adjunta de la agencia de viajes Juliá Tours, comenta que es probable que los hoteles absorban parte del impuesto con el fin de no perder competitividad ante otros destinos europeos. También existe la posibilidad que éste tenga que pagarse al momento de dejar el hotel, en ese caso sólo se avisaría a los huéspedes para que lo consideren. Lo mismo ocurre con el incremento en los restaurantes.

Para evitar contratiempos Hernández recomienda contratar los servicios desde México. Dice que, debido a la importancia del turismo en la economía helénica, es probable que se lancen promociones y  paquetes para incentivar la llegada de paseantes.

No hay trato

Si para el 20 de julio no se ha llegado a un acuerdo entre el país y los acreedores, y no se realiza el pago al Banco Central Europeo, se suspenderían las líneas de liquidez a bancos griegos. Esto podría significar  la salida de Grecia de la Zona Euro y la necesidad de retomar su moneda, el dracma, aunque estaría muy depreciado, explicó Vergara.

Comentó que con la llegada del dracma, algunos productos y servicios podrían ser más económicos, entre ellos souvenirs y restaurantes.

Funcionaría igual que cualquier otro país que no maneja el euro: al llegar podrías comprar dracmas y pagar con ellos sin problema, detalló la directora adjunta de Juliá Tours. Dice que los prestadores de servicios verían la manera de crear paquetes o promociones atractivas.

A considerar

Grecia, y en especial su capital, Atenas, es uno de los destinos europeos más económicos. En la actualidad puedes dormir una noche en un hotel de cinco estrellas por 150 dólares, en comparación con los 300 dólares que cuesta una habitación de cuatro estrellas en Londres o París.

Si quieres conocer las codiciadas islas griegas en verano, Santorini o Mykonos, la reservación se tiene que hacer aproximadamente con un año de anticipación. Normalmente los mexicanos van a Grecia como parte de un circuito por Europa o como destino complementario a Turquía, que está de moda.

Por ejemplo, con Juliá Tours un crucero que toca los principales atractivos griegos, durante una semana, tiene un costo de mil 200 dólares aproximadamente, sin incluir vuelos.

El turismo da empleo a uno de cada cinco griegos. En 2004, según cifras de la Confederación de Empresas Turísticas Griegas, el país recibió casi 24 millones de turistas, incluyendo cruceristas, los cuales dejaron una derrama económica de casi 13.5 mil millones de euros.

Hasta el cierre de esta edición no se conocía la respuesta de la Troika sobre las propuestas fiscales griegas.

Mantente al día con el boletín de El Universal