Rusia y Qatar, con informes de ‘lavado’

La justicia suiza podría frustrar la sede de Mundiales para 2018 y 2022
Una figura de bronce dentro del estadio Spartak, en Moscú. Foto: LI MING. XINHUA
13/07/2015
00:32
Redacción y agencias
-A +A

Zúrich.— Suiza tiene, en estos momentos, 81 informes sobre actividad financiera sospechosa relacionada con las decisiones de la Federación Internacional de Futbol Asociado (FIFA) en cuanto a permitir a Rusia y a Qatar que organicen los Mundiales de 2018 y 2022, respectivamente, según informó la Fiscalía general del país.

Los fiscales suizos que investigan casos de corrupción en el organismo mundial del futbol, con sede en Zurich, han recibido otros 28 informes sobre actividad sospechosa desde mediados de junio, anunció un portavoz de la fiscalía general.

La investigación criminal se centra en las decisiones sobre quien albergaría los torneos de la Copa del Mundo. Tanto Rusia como Qatar niegan haber cometido algún delito y sostienen que están preparando los torneos para la fecha prevista.

El fiscal general, Michael Lauber, dijo el mes pasado que la agencia contra el ‘lavado’ de dinero de Suiza había identificado 53 transacciones sospechosas, a través de información suministrada de las mismas entidades bancarias.

Los fiscales suizos trabajan en una profunda investigación, por separado a la que se lleva a cabo en Estados Unidos por tráfico de influencias y sobornos, presuntamente cometidos por altos funcionarios de la FIFA.

Su departamento anunció que esta cantidad ha aumentado ahora hasta 81 espedientes y que están “muy agradecidos por el trabajo de análisis realizado por el Departamento de Información de Blanqueo de Capitales suizo, que es de gran ayuda para los procedimientos penales”, dijo el portavoz, mediante un correo electrónico.

Agregó que todos los nuevos informes “tienen relación con la investigación por el otorgamiento de las sedes de los Mundiales 2018 y 2022”.

El caso de Lauber se concentra en las asignaciones de las sedes de ambos certámenes; sin embargo, dijo que incluirá otros negocios de la FIFA.

Conmebol limpia su imagen. La Confederación Sudamericana de Futbol está “caminando hacia una normalidad” financiera, tras el golpe que recibió por el escándalo de corrupción en la FIFA, dijo el presidente de la organización regional, el paraguayo Juan Ángel Napout, citado por un diario uruguayo.

Se trata de la confederación más señalada en la problemática vivida por el organismo rector del futbol mundial.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS