Cinco enfermedades ocasionadas por una mala postura en el trabajo

Las malas posturas al momento de trabajar, tarde o temprano, cobran factura en la columna vertebral
Fzoto: Cortesía Steelcase
01/03/2017
19:30
Redacción
-A +A

Aunque la jornada laboral debería ser de ocho horas diarias, en realidad un trabajador permanece más tiempo de su día en la oficina, y peor… frente a una computadora, en un lugar fijo, sin la posibilidad de moverse.

 

Las malas posturas al momento de trabajar, tarde o temprano, cobran factura en la columna vertebral.

 

Pasar muchas horas sin movimiento puede originar problemas en los músculos y huesos por llevar una vida sedentaria.

 

Estas son algunas de las enfermedades a largo plazo que afectan la columna.

 

Dorsalgia. Es un dolor intenso en la región dorsal de la columna vertebral.

Se presenta, usualmente, en personas que trabajan por periodos largos frente a un escritorio, o que no cuentan con una silla ergonómica.

Suele confundirse con un simple dolor de espalda, el cual puede esparcirse a los costados o el pecho.

 

Cervicalgia. Es un dolor en el cuello que se origina en la parte posterior, en la mayoría de los casos, cuando la postura es incorrecta y forzada por mucho tiempo.

Este padecimiento puede estar ocasionado por un exceso de esfuerzo corporal.

Sus características son hormigueos, debilidad, pérdida de movilidad, dolor de cabeza, mareos o falta de equilibrio.

 

Cifosis. Es una curvatura de la columna vertebral.

Se presenta como una deformación que afecta a las personas que trabajan por tiempos prolongados en sillas que no cuentan con la ergonomía necesaria.

Este mal provoca dolor, fatiga y sensibilidad, así como dolor en el pecho en casos muy graves y avanzados.

 

Tortícolis. Es una de las causas más frecuentes es adoptar posturas inadecuadas al trabajar o estudiar e, incluso, al dormir en una posición que no permite que los músculos del cuello se relajen.

Se presenta cuando los nervios cervicales se inflaman.

 

Epicondilitis. Es la inflamación de los tendones que unen los músculos del antebrazo y de la mano con el epicóndilo.

Es una lesión de codo común en las personas que se dedican a actividades que involucran un movimiento repetitivo de la muñeca o el uso constante del mouse y del teclado de la computadora sin contar con el apoyo correcto.

 

La causa de estos padecimientos puede ser la adopción de malas posiciones al trabajar, y que se intensifica por el uso constante de la tecnología, como laptops y el hecho de ocupar lugares fijos de trabajo.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS