Prysmian México invierte en fibra óptica

Destina 15 mdd en planta que servirá a compañías telecom en América Latina
Jaouad Ben-Hamman, director general de Prysmian México (CORTESÍA)
09/05/2017
02:34
Carla Martínez
-A +A

[email protected]

Prysmian México, empresa de origen italiano, invirtió 15 millones de dólares en una planta que fabrica fibra óptica y que va a servir principalmente a compañías de telecomunicaciones en América Latina.

“Las inversiones en el proyecto de fibra óptica fueron de 15 millones de dólares, para hacer un edificio nuevo, maquinaria, aparte está el tema de arrancar una fábrica y los costos del Copex, porque no forman parte del monto que mencionaba”, dio a conocer Jaouad Ben-Hamman, director general de Prysmian México.

La empresa, que tiene 6% del mercado, espera duplicarlo para llegar a 12% en 2018, pues abastecen a empresas de la región.

“Con la nueva fábrica hemos visto que hay mucho interés por las empresas que hay en México, Centroamérica y Colombia”, explicó el directivo.

“Actualmente estamos en negociaciones con compañías que, por el hecho de tener producción local y no tener que traer el producto de países asiáticos o de Norteamérica, lo ven como una ventaja competitiva”, añadió Ben-Hamman.

La panta inició su construcción en octubre de 2015 y será abierta en junio de este año.

Prysmian Group decidió construir la división de fibra óptica en México pues el mercado, al igual que la región de Centroamérica, está creciendo mucho y desarrollando sus redes de telecomunicaciones, lo que lo hace un lugar ideal para invertir en el sector, dijo el director general de la firma en México.

Otra de las razones por las que se instalaron en México se debe a que hace cuatro años compraron a la empresa Draka que contaba con una fábrica en Durango dedicada al sector automotriz, específicamente hace cables para arneses automotrices.

“Luego de la adquisición se invirtió en la fábrica y en una nueva unidad para cables de aviación destinados los grandes ensambladores: Boeing y Airbus”, agregó.

Con esta infraestructura y por contar con la estructura, fiscal, legal de recursos humanos y operaciones en Durango, el grupo decidió aprovechar la plataforma que existía para continuar con su crecimiento.

“México, dentro de la posibilidades a escala mundial, es uno de los países con mayor estabilidad a nivel socio económico, además de eso, encontrar gente con formación es sencillo y el sector de las telecomunicaciones está en un boom, invirtiendo mucho, cada vez, gracias al Internet de las Cosas cada vez necesitamos más acceso a datos”, destacó Ben-Hamman.

Respecto a la competencia que enfrentan en este negocio, liderada por Grupo Carso, el director general de Prysmian México afirmó que nos les preocupa.

“No nos preocupan en ningún momento los competidores, Grupo Carso hace, como muchos fabricantes, cables de calidad y esto es bueno para el mercado. El hecho de que haya mas competencia nos hace esforzarnos más en ser más competitivos, en tener costos más atractivos y dar al consumidor final un producto de calidad y a un precio acorde”, concluyó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS