La ley fintech va contra firmas fantasma: CNBV

Preocupa posibilidad de lavado o financiamiento al terrorismo; detectan operaciones inusuales en uso de activos virtuales
La CNBV expuso que en actividades de lavado de dinero el bitcoin se puede rastrear a través de la red, contrario a las operaciones con efectivo (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
30/06/2017
04:07
Antonio Hernández
Puerto Vallarta, Jalisco.
-A +A

[email protected]

La posibilidad de que operaciones de lavado de dinero o financiamiento al terrorismo pueda darse en el país con el uso de activos virtuales como el bitcoin va a tener atención especial con la ley fintech que se va a discutir a partir de septiembre próximo en el Congreso de la Unión.

Sandro García Rojas, vicepresidente de supervisión en materia de lavado de dinero de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), dijo que en lo que va del año al menos tres empresas fintech que operan en México ya han denunciado operaciones inusuales en el uso de activos virtuales.

En ese sentido, explicó que operaciones en la dark web, donde se pueden adquirir armas con bitcoins, tendrán especial atención con la aprobación de la legislación.

El funcionario explicó que en el caso del bitcoin, esta moneda virtual tiene una historia en la red que ayuda a su rastreo, caso contrario en operaciones con billetes en actividades de lavado de dinero.

“Lo que debemos buscar es que no haya plataformas fantasmagóricas, que haya regulación sólida. Eso lo va a dar la ley fintech”, precisó.

De acuerdo con el borrador que distribuyó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) entre los diversos actores del sector financiero mexicano, se propone que el Banco de México defina qué tipo de activos virtuales se podrían utilizar en el país y las empresas autorizadas para su operación.

Asimismo, se busca aplicar fuertes controles en la prevención de lavado de dinero y el financiamiento al terrorismo.

Sobre este tema, García Rojas explicó que si bien aún no existe una legislación en el país que defina con mayor detalle la forma en que se aplicarían controles de prevención ante estos ilícitos en el sector fintech, no se trata de una terminología desconocida para la CNBV, y se cuenta con la cooperación de jugadores del sector.

“Vemos que en el mercado ya existen empresas que de manera voluntaria y sin estar obligadas a ello mandan avisos para que se conozca qué ven como anormal. Esa apertura de las entidades o de las empresas que están en proceso de ser reguladas nos ha servido para saber que lo inusual lo determinan factores que no podían ser captados mediante otros mecanismos”, explicó.

García Rojas reconoció que la legislación para el sector fintech representará un reto para la CNBV, de manera que el personal ha comenzado a capacitarse, y se cuenta con las herramientas para afrontarlo.

Además, recalcó que en términos generales el sector bancario respalda la propuesta de legislación fintech, aunque falta mayor divulgación entre intermediarios financieros no bancarios para que conozcan los retos y oportunidades que representa el desarrollo tecnológico en el sector financiero.

“El sector bancario está entusiasta, saben que nuevas plataformas tecnológicas facilitan la operación y no quieren perder ese mercado; los sectores populares conocen menos el tema fintech. No creo que haya un sector particularmente reacio”, expuso.

“Entre más desconocimiento hay, más reacción de negarlo. Es un tema que como gobierno debemos encargarnos, de dar difusión adecuada”.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS