EU: la meta, bajar déficit con México en el TLCAN

Administración de Trump da a conocer lineamientos para acuerdo; gobierno pide eliminar capítulo 19 de solución de diferencias
18/07/2017
04:35
Washington, DC
VÍCTOR SANCHO E IVETTE SALDAÑA
-A +A

[email protected]

Estados Unidos divulgó ayer los objetivos que van a guiar su plan en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), en el que como meta está reducir el déficit comercial, especialmente con México.

En un documento de 17 páginas se enlistan 22 objetivos clave, entre los que destacan la eliminación del capítulo 19 de solución de diferencias, la incorporación del tema energético y el establecimiento de reglas para impedir la manipulación del tipo de cambio para balancear la cuenta de pagos o ganar competitividad.
18jul2017-desbalancecomercial.gif

Se plantea la integración de al menos 10 puntos que Estados Unidos negoció bajo la presidencia de Barack Obama en el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP), pero que se echó atrás una vez que Donald Trump llegó al cargo.

Los temas que incluye EU son: servicios financieros, de telecomunicaciones, comercio electrónico, transparencia, anticorrupción, empresas de Estado, política de competencia, aspectos laborales, medio ambiente, y pequeñas y medianas empresas.

Se pretende incorporar los asuntos relacionados con condiciones y leyes laborales. “El TLCAN ha creado nuevos problemas para los trabajadores estadounidenses”, se queja el gobierno de Trump, por lo que especificó que va a requerir “a los países del tratado tener leyes con condiciones aceptables de trabajo” con relación a salarios mínimos, horas de trabajo y salud, y seguridad laboral.

La lucha contra los subsidios “injustos” y la continuación de las investigaciones y políticas antidumping son otros objetivos estadounidenses.

En compras de gobierno se pretende dejar a salvo a los gobiernos locales y estatales, de manera que éstos puedan aplicar sus propios programas como “Buy America”, para promover la compra de lo hecho en Estados Unidos, y se advierte la necesidad de tener excepciones por cuestiones de seguridad nacional, propiedad intelectual, para proteger la moral pública, el orden o la seguridad o cuando se requiera mantener el empleo estadounidense.

 

Modernización de acuerdo. El documento detalla las prioridades de EU en una negociación que los actores tratan de decir que es una “modernización” y no un inicio desde cero.

“El nuevo TLCAN promoverá un sistema de mercado que funcione de forma más eficiente, liderando hacia un comercio recíproco y balanceado entre las partes”, destaca el texto estadounidense, un resumen de la tesis Trump, desalentado por el “comercio estúpido” que pone en práctica Estados Unidos en la actualidad y con el que quiere acabar, empezando por el TLCAN.

“Demasiados estadounidenses han sido heridos por el cierre de empresas, exportación de empleos y rompimiento de promesas políticas. Bajo el liderazgo del presidente Trump se negociará un acuerdo justo”, dijo Robert Lighthizer, representante comercial de EU,, quien liderará junto al secretario de Comercio, Wilbur Ross, la delegación de Estados Unidos.

El objetivo primordial es, sin duda, la reducción del déficit comercial de EU con sus socios y vecinos.

“Desde que se implementó el acuerdo en 1994, los déficits comerciales han estallado, miles de fábricas han cerrado, y millones de estadounidenses se han encontrado varados”, resume Lighthizer en el documento enviado al Congreso y presentado a la opinión pública de forma simultánea.

“A través de la renegociación, la administración Trump buscará un mejor acuerdo que reduzca el déficit comercial y sea justo con los estadounidenses con la mejora del acceso a los mercados de Canadá y México para la manufactura, la agricultura y los servicios de EU”, resumió el gobierno estadounidense en su comunicado.

El documento llegó 30 días antes de la fecha en la que Estados Unidos puede iniciar la renegociación.

Documento da claridad. Mientras el gobierno estadounidense informó que buscará reducir el déficit y revertir los daños al mercado laboral que causó el TLCAN, el Ejecutivo mexicano aseguró que esperan que la modernización del tratado aumente los flujos comerciales, las inversiones y consolide la cooperación e integración de las economías de América del Norte.

La Secretaría de Economía aseguró que la emisión de objetivos del gobierno estadounidense contribuirá a definir con claridad los temas de la modernización, por lo que espera iniciar formalmente la negociación a partir del 16 de agosto de 2017.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS