Entrampa acuerdo azucarero a México y EU

Acepta autoridad reducir a 30% porcentaje de exportación refinada; hoy deciden representantes de ambos países el convenio a seguir
Wilbur Ross, secretario de Comercio estadounidense, anunció que aunque ayer era el día final de la negociación, se extendería 24 horas más (SUSAN WALSH)
06/06/2017
02:34
Ivette Saldaña y Víctor Sancho Reportera y corresponsal
-A +A

[email protected]

A unas horas de que acabe el plazo para que México y Estados Unidos (EU) alcancen un acuerdo azucarero, la negociación se entrampó. A pesar de que la parte mexicana —autoridades, cañeros y productores de endulzantes— cedió para que se reduzca a 30% el porcentaje de azúcar refinada que se puede enviar al mercado estadounidense, no hubo avance.

El secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, y el titular de Comercio estadounidense, Wilbur Ross, esperan concretar el acuerdo, a pesar de la oposición de los refinadores de la Unión Americana.

5junio2017-azucar.gif

Los gobiernos de ambos países tenían un principio de acuerdo por el cual se estableció que se mantendría el pacto azucarero y se evitaría que México pagara cuotas compensatorias en las exportaciones a Estados Unidos. Dijeron que tampoco se reduciría la calidad del azúcar que los connacionales envían al principal socio comercial y se ajustarían los precios.

Un funcionario mexicano de alto nivel aseguró que el convenio incluía disminuir el “acceso efectivo” de azúcar refinada —de polaridad 99.5— a Estados Unidos, de 40% a 30%, y que se incrementaría de 60% a 70% el porcentaje de azúcar cruda —de polaridad 99.2—.

La fuente añadió que también se acordaron incrementar los precios mínimos a que puede entrar el azúcar mexicana a ese país y que todo excedente que requiriera Estados Unidos primero lo solicitaría a México y el endulzante que se enviaría sería refinado o de polaridad 99.5.

En esos momentos, de acuerdo con el funcionario, los abogados de ambas partes buscaron definir detalles técnicos de la negociación.

Dan prórroga de 24 horas. Alrededor de las 14:30 horas de ayer, el secretario de Comercio de la Unión Americana anunció que a pesar de que el lunes era el día final de la negociación, se extendería 24 horas más el proceso de consultas técnicas en ambos países, es decir, hasta este martes.

Se supo que los refinadores estadounidenses se oponían al acuerdo porque ellos solicitaron que se redujera a 15% la cantidad de azúcar refinada mexicana que podía ingresar.

Incluso, el viernes 2 de junio pasado, el despacho de abogados Cassidy Levy Kent, que representa al American Sugar Coalition, envió una carta al Departamento de Comercio estadounidense para pedirle “terminar” el acuerdo por el cual se suspende el cobro de cuotas compensatorias al endulzante mexicano de casi 80%, bajo la condición de que México exporte a cierto precio, con determinada calidad y de acuerdo con los montos que determine el Departamento de Agricultura de Estados Unidos. De acuerdo con los refinadores estadounidenses México pone en “peligro” a 142 mil empleos en 22 estados de la Unión Americana.

Preámbulo para TLCAN. A pesar de los diferendos, el presidente de la Unión Nacional de Cañeros, Carlos Blackaller Ayala, declaró que seguramente se mantendrá el acuerdo azucarero que se firmó en 2014 entre autoridades de ambos países porque es un preámbulo a la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América Norte (TLCAN).

“Por desgracia la economía de los cañeros mexicanos está entre las patas de los caballos, porque pareciera que es moneda de cambio”, pero de ser así, entonces el gobierno mexicano debe imponer aranceles a la fructosa estadounidense, porque entra con 45% de dumping y existe actualmente el mecanismo que autorizó la OMC para imponer una sanción de 163 millones de dólares a productos de la Unión Americana.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS