¿AMLO, el gran deudor de la 4T en Chiapas?

Kiosko. Corresponsales de EL UNIVERSAL

Kiosko

En Chiapas, tierra gobernada por el morenista Rutilio Escandón Cadenas, nos dicen, la conmemoración esta semana del triunfo electoral del presidente Andrés Manuel López Obrador pasó casi inadvertida, salvo algún acto de apoyo en Tuxtla Gutiérrez, donde recientemente el Frente Nacional AntiAmlo ha protestado para pedir su renuncia. El tema, nos aseguran, es que a casi dos años de gobierno, en la entidad a AMLO le llueven los reclamos de quienes piden justicia social para pueblos originarios, cuyas exigencias son el freno a los megaproyectos y el cese en el cobro de tarifas excesivas por energía eléctrica, pero sobre todo, que se someta a la ley a políticos acusados de corrupción y de haber saqueado a Chiapas, entre los que se cuentan exgobernadores y excolaboradores cercanos, que con la 4T tal parece que han sido premiados con cargos diplomáticos, en el Senado y la Cámara Baja. ¿Podrá la “transformación” saldar esa deuda con los chiapanecos?

PRI y PRD se cambian de “rostro”

En Tabasco, nos comentan, ha caído de peso que el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana perfile un dictamen para que las agrupaciones Unión Democrática por Tabasco y Sociedad en Acción 2019 se conviertan en partidos políticos locales. La razón del desconcierto, y hasta molestia, nos dicen, es que los miembros de estos grupos no son caras nuevas, pues resulta que están encabezadas por exmilitantes del PRI y PRD, que hasta primos resultaron. En el caso de la Unión Democrática por Tabasco, nos detallan, su líder es el exalcalde de Centro, Humberto de los Santos Bertruy, quien fue militante del PRI, PRD y hasta del PT. Y la otra, Sociedad en Acción 2019, la encabeza el actual funcionario de gobierno Ariel Cetina Bertruy, exmiembro del PRI, PAN y también diputado con licencia de Morena. Sin ser Oaxaca, nos dicen, desde cerca huele a chapulines.

De felicitaciones y participaciones

Quien ya no aguantó un recorte más en las participaciones federales, nos revelan, fue el alcalde de Torreón, Coahuila, Jorge Zermeño (PAN), pues ante la noticia de que nuevamente al municipio no le llegarían 25 millones de pesos de la Federación, terminó por estallar y declaró que el Presidente únicamente ha dividido al país. Don Jorge, según nos explican, alegó que este no es el primer recorte que padece el municipio, además de que, como a muchos otros ayuntamientos, sufre un retraso en las mismas aportaciones, por lo que a propósito de los dos años del triunfo de López Obrador, don Jorge se lanzó contra él. ¡Vaya felicitación!

La suerte de don Javier Corral

Y quien nuevamente “la libró”, nos aseguran, fue el gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado (PAN), ya que por segunda ocasión se tuvo que hacer una prueba de Covid-19, tras reunirse con funcionarios que dieron positivo a este virus, justo antes de que éstos recibieran su diagnóstico. El primer susto, nos detallan, se lo llevó tras un encuentro con el alcalde de Juárez, Armando Cabada, quien horas después de estar con el mandatario informó que estaba contagiado y, de forma reciente, algo similar le pasó luego de reunirse con el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca (PAN), quien ya se encuentra en aislamiento por la enfermedad. Así las historias de política en tiempos de pandemia.

En la imagen: Rutilio Escandón, gobernador de Chiapas, y Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México. Foto: Archivo/EL UNIVERSAL

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios