Albergues para mujeres están en riesgo de cerrar

El presupuesto, que asciende a 419 mdp, no ha sido entregado, denuncia la Red Nacional; varios albergues están a punto de cerrar en momentos en los que crece la violencia contra el sector, resalta

Albergues para mujeres están en riesgo de cerrar
En los refugios de mujeres, los procesos se han visto obstaculizados por la falta de recursos públicos que están paralizados, dice la RNR. Foto: Archivo EL UNIVERSAL
Nación 28/05/2022 04:38 María Cabadas Actualizada 06:08
Guardando favorito...

Por el atraso del presupuesto que reciben los 75 refugios que existen en todo el país para proteger a las mujeres y menores víctimas de violencia machista, y que en estos momentos atienden a más de 11 mil mujeres, niñas y niños, algunos de estos albergues están en riesgo de cerrar o de recortar algunos de sus servicios, alerta la Red Nacional de Refugios (RNR).

Wendy Figueroa, directora de la RNR, señala que desde marzo esperaban recibir parte de los 419 millones de pesos autorizados para esa red este 2022, lo que no se ha dado; por ello, agrega, los albergues han tenido que endeudarse con préstamos y otros más han tenido que recortar algunos de sus servicios para enfrentar la falta de recursos públicos.

“Lo que estamos haciendo es seguirnos endeudando, porque esa es una realidad, pidiendo préstamos. Esto cada vez es más limitante, porque no todos los proveedores pueden seguir financiándonos; algunos refugios de los centros externos tienen que pagar renta y esto no puede esperar. Nos han estado prestando dinero desde marzo pasado. Esto ya es caótico”, dice.

También lee: "Yo di la orden": AMLO se compromete a informar en 15 días sobre liberación de Ovidio Guzmán

De acuerdo con el más reciente reporte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), en el transcurso de 2022 se han reportado 310 feminicidios. En abril pasado, se registró un repunte de 8.3% con respecto a marzo.

El reporte revela que en lo que va de este año se han perpetrado 848 homicidios dolosos contra mujeres, y en abril este ilícito reportó un aumento de 9.3% en relación a marzo.

Las llamadas de emergencia al 911 por incidentes de violencia contra mujeres también presentaron un aumento de 10.4% durante el mes pasado, con respecto a marzo de este año, al pasar de 28 mil 832 a 31 mil 849.

Wendy Figueroa advierte que si el presupuesto para estos refugios sigue postergándose, algunos tendrán que cerrar, “aunque yo esperaría que no, porque sería fatal, sobre todo en estos momentos en los que está aumentando la violencia a mujeres.

Asegura a EL UNIVERSAL que incluso en algunos refugios hay renuncias por la falta del pago salarial: “Hay algunas profesionistas que han renunciado, lo que es evidente, porque se les debe su salario desde marzo”.

Dice que la RNR ya tenía planeado que en marzo les llegarían los recursos y “ya teníamos todo preparado para firmar con la Secretaría del Bienestar, donde estaba el programa de refugios, pero desde marzo a la fecha, que ya son tres meses, la falta de recursos nos ha complicado todo. Trabajamos a marchas forzadas para seguir brindando atención”.

Expone que el atraso en la entrega de recursos también ha derivado en que disminuyan los servicios en algunos albergues y una reducción de insumos, lo que se traduce en obstaculizar los procesos en las mujeres.

También lee: Interpone Lozoya nuevo amparo contra prisión preventiva por caso Odebrecht

Más que números, son historias

Para Wendy Figueroa, las mujeres que se resguardan en los refugios, más que números, “son historias, son derechos humanos que no se han podido proteger”.

Sostiene que hace unos días la titular de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres (Conavim), Fabiola Alanís, le aseguró que los recursos se canalizarían a los refugios a partir de la próxima semana. “Esperamos que esto sea así, porque la violencia contra las mujeres no puede esperar. Creemos en las voluntades, pero éstas no se han reflejado en los hechos”, lamenta.

Resalta que al cambiar el programa de refugios de la Secretaría del Bienestar al Conavim, dependiente de la Secretaría de Gobernación (Segob), se han tenido que enfrentar a diversos problemas, puesto que ahora les solicitan más requisitos.

“Se supone que se iban a mantener los lineamientos que se tenían en Bienestar, pero resulta que no. Hubo cambios en las solicitudes. Está retrasado el proceso y esto refleja la burocracia y una violencia institucional, porque el presupuesto es ley y está etiquetado desde el año pasado y por procesos burocráticos estamos viviendo el atraso de recursos”, refiere la también activista.

Explica además que desde hace varios años exigen que los recursos se entreguen anualmente, porque las agresiones contra las mujeres se registran a diario.

“Es lo que hemos estado exigiendo: que sean fondos multianuales, precisamente porque las violencias se registran las 24 horas de todos los días. Nos han dicho que esto no es posible y me parece que esto tiene que ver justo porque las mujeres no estamos preelegidas con una política de Estado, ni existe un compromiso para que seamos parte de una agenda política, que tenga fondos multianuales y que no esté regateando el recurso.

“Eso no es nuevo, es histórico y es el reflejo de lo que México vive ante la ausencia de una política de Estado que garantice la protección y seguridad de las mujeres”, añade.

La directora de la Red Nacional de Refugios indica que si los recursos no llegan a los albergues, “vamos a utilizar los instrumentos internacionales y vamos a seguir haciendo uso de las voces. No solamente estamos actuando para este 2022, sino para 2023, para que esto no vuelva a suceder bajo ninguna circunstancia”.

Suscríbete aquí para recibir directo en tu correo nuestras newsletters sobre noticias del día, opinión, planes para el fin de semana, Qatar 2022 y muchas opciones más.

Comentarios