Lo que debes conocer de los vinos argentinos

Gustavo Ursomarso, de Terraza de los Andes, nos platica sobre las cualidades de los vinos de Argentina

vinos, vinos argentinos, vinos de Argentina, Terrazas de los Andes, vinos de  Terrazas de los Andes, enologo, Gustavo Ursomarso
Gustavo Ursomarso es el enólogo de Terraza de los Andes, vinos argentinos (Fotos Cortesía)
Menú 29/08/2019 17:47 Rodrigo Guerrero Actualizada 17:47

Ingeniero agrónomo de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Cuyo en Mendoza, Gustavo Ursomarso es actualmente el enólgo de Terraza de los Andes, vinos de origen argentino que nacen a las faldas de las Cordillera de los Andes, en Argentina.

En su más reciente visita a México, Gustavo fue anfitrión de una comida en la que presentó oficialmente la más reciente etiqueta de Terraza de los Andes: Terrazas Reserva Torrontés 2018, un vino blanco al que define como “muy expresivo, con mucha fruta, con notas florales (como rosas) y un toque cítrico”.

Así que, aprovechando su visita y expertise, platicamos con el experto sobre las características de los vinos argentinos.
2._vinos_vinos_argentinos_vinos_de_argentina_terrazas_de_los_andes_vinos_de_terrazas_de_los_andes_enologo_gustavo_ursomarso.jpg  (Fotos Cortesía)

¿Cuáles son las características de los vinos argentinos?
Son vinos muy expresivos, con mucha fruta, complejo, con buena estructura y concentración en boca, que está dado mucho por las condiciones climáticas que tenemos en Argentina, sobretodo de las zonas del oeste, a los pies de las Cordilleras de los Andes a diferentes alturas, obviamente, porque son lugares y regiones con mucha cantidad de hectáreas. Pero dependiendo de dónde te encuentres con tu viñedo en altura vas a tener características únicas y particulares. Un poco ligado con el concepto del terroir, que es una palabra fácil, pero compleja, porque como concepto envuelve las condiciones climatológicas y de suelo, así como el trabajo humano que se hace tanto en viñedos como en bodega, que te dan características y un perfil particulares en los vinos. Pero, en general, a grandes rasgos, los vinos argentinos, son aquellos con una gran concentración, volumen, expresivos, muy frutales y con una tanicidad bastante amable, que se pueden consumir desde jóvenes hasta aquellos que se preparan para la guarda para consumirlo para después de muchos años. En ese sentido, son bastante versátiles.

¿Eso los hace únicos frente a otras zonas o regiones?
Lo que le da una característica particular a los vinos argentinos es justamente esas condiciones climáticas que dan como aporte ese perfil de vinos y que tienen una buena relación precio y calidad.

¿Qué los distingue como Terraza de los Andes frente a otras etiquetas argentinas?
Cuando hablamos de la marca nos referimos a viñedos de altura. Cuando te vas a la provincia de Mendoza puedes encontrar viñedos de 600 hasta 1600 metros de altura. Los nuestros comienzan a partir de los 980 metros, o sea, que todos nuestros viñedos están concentrados a mucha altura a los pies de la Cordillera de los Andes. Justo es la altura lo que nos da concentración, complejidad, mucha frutalidad, buena tipicidad y acidez, que es la que nos permite resaltar esa parte aromática, gustativa y le frescura a los caldos, lo que los hace más elegantes y precisos. Nosotros somos pioneros, allá en los años 90, en comenzar a plantar uva a gran altura. De nuestros primeros viñedos se sitúan a 1200 metros de altura. Después de muchos años de experiencia en nuestra región tenemos muy claro cuál es el rango de altura para obtener las mejores características para cada varietal.

En el caso de los vinos chardonnay buscamos 1200 metros de altura para buscar esa frescura y tipicidades. En el Malbec hablamos de un rango de altura entre 1070 y 1200 metros de altura. Para los Cavernet necesitamos más de un clima más caliente para tener buena madurez en los taninos, por ello se requiere una altura menor de unos 980 metros. Todos, en general, a gran altura, pero en diferentes rangos y niveles, por ello el nombre de nuestra etiqueta: Terrazas de los Andes, porque en cada terraza de la región tenemos diferentes características de clima y suelo que hace que tenga una expresión particular, única e irrepetible.

¿Cómo nos describirías ese escenario?
En los viñedos de Mendoza hay canales donde circula el agua que se utiliza para regar; los álamos, que son árboles largos en forma de vela que se adapta muy bien a condiciones áridas. De fondo, como marco y decoración tienes la Cordillera de los Andes, que es un escenario imponente. El pico más alto tiene una altura de 6700 metros de altura, el más alto de América, así que es un coloso que vigila nuestro viñedos durante todo el ciclo. Otra característica, es que como llueve muy poco en la provincia de Mendoza, es muy seco, necesitamos la irrigación de los viñedos, que hacemos a través del agua del deshielo de la montaña. Por ello es común encontrarte con canales y acequias donde conducimos el agua desde la Cordillera de los Andes a cada pueblo, ciudad y zona de cultivo, como nuestro viñedos. Así que es un paisaje único. Incluso en la ciudad de Mendoza, que está rodeada de árboles, puedes encontrar veredas y las acequias que ayudan a regar toda la vegetación.

¿Cuál es la oferta actual que tienen como marca?
Se trata del Torrontes riojano, que es muy particular y único de Argentina. Es un vino muy expresivo, con mucha fruta, con notas florales (como rosas) y un toque cítrico. Incluso a nivel nariz se aprecia como un vino sucroso, con un cierto dulzor, incluso te haría pensar que es un sabor dulce, pero cuando lo pruebas te das cuenta que es seco, con buena acidez, fácil de entender, por lo lineal y la frescura que tiene. Es fantástico para usarse como aperitivo, para cocteles o maridar pescados, sushi, incluso con quesos especiados, porque te ayuda a limpiar tu paladar y es una buena propuesta para mujeres o para quienes se van iniciando en el mundo del vino, por ser simple, sencillo, directo, con un mensaje muy claro de frutas, frescura y elegancia.

¿Qué representa México para la marca?
El consumidor mexicano viene creciendo en demanda de vinos de alta calidad, complejos y más elaborados. Es un terreno fértil porque tienen una gran gastronomía con muchos sabores, especias, componentes que hace que el vino maride muy bien.

¿Cómo la gente puede involucrar sus vinos con nuestra gastronomía?
Con el Malbec Reserva, que es una gama media, es un vino con mucha fruta y muy rojo, le va bien a las carnes rojos, incluso con carne de pato o pastas. Tenemos el Single Vineyard Malbec que tiene mucha concentración y complejidad, que es nuestro vino emblemático, y con el que buscamos la máxima potencia y expresión que podemos conseguir en nuestro terroir, que quedaría mejor con platillos más elaborados y compleja, como el Chile en Nogada o los moles.

Además del Torrontes riojano, ¿con qué otro vino la gente se puede iniciar en este mundo?
Con el Malbec Reserva, porque tiene complejidad, volumen medio, pero sobretodo muy afrutado, en especial de frutas rojas, y para una persona que se va iniciando es muy versátil y fácil de digerir y entender.
 

via GIPHY

Comentarios

 

Video