Revolución me- xicana: reco- rrido histórico

Desde un bar hasta una calle famosa, por aquí pasaron Villa y Zapata durante la Revolución mexicana

Revolución_Mexicana_monumento_lugares
El Monumento a la Revolución se inauguró en noviembre de 1938. (Foto: Luis de Sandoval)
Destinos 17/11/2019 00:28 Carlos Tomasini Actualizada 11:03
Guardando favorito...

Se cumplen 109 años del inicio de la Revolución mexicana. Es un buen motivo para hacer un recorrido por los lugares que fueron escenarios de ese movimiento que cambió la vida social y política del país, desde la Ciudad de México hasta Chihuahua, pasando por Querétaro y Puebla. Muchos de ellos son visitados por miles de personas todos los días y es probable que ignoren qué sucedió ahí...
 

Qué hay en el Monumento a la Revolución

A principios del siglo XX, Porfirio Díaz quiso construir en la Ciudad de México un majestuoso Palacio Legislativo que contemplaba un edificio al estilo francés clásico, una fachada con columnas de mármol y una gran cúpula. La primera piedra se colocó en septiembre de 1910, pero la llegada de la Revolución, y la crisis social y económica derivadas de este movimiento, hicieron que en 1912 se abandonaran las obras.

Un par de décadas después, cuando ya había terminado la lucha armada y se pensaba demoler la obra, se propuso la creación del Monumento a la Revolución Mexicana aprovechando la estructura de la gran cúpula que ya se había levantado. Así, en noviembre de 1938 se inauguró este icono de estilo art decó. Aunque, por años, se mantuvo como  un ‘mastodonte’ sin gracia para muchos.

Pero hoy es diferente. La parte superior del monumento —ubicado en la Plaza de la República, en la colonia Tabacalera—, se puede recorrer subiendo por un elevador y llegando hasta la parte más alta, la linternilla, mediante una estrecha escalera en la que se aprecia una panorámica de 360°  de la Ciudad de México. Hay otro mirador en un nivel abajo.

monumento_revolucion_0.jpg Foto: Luis de Sandoval

Leer también: 4 lugares en la Ciudad de México que fueron construidos en el Porfiriato y puedes visitar

El monumento cuenta también con una cafetería, una tienda de recuerdos y organiza tours guiados por los cimientos y las entrañas laberínticas de su  estructura. Y, si no te cuesta trabajo madrugar, anímate a ir a sus “amaneceres monumentales” para ver la ciudad, cuando recibe los primeros rayos del sol. Esta experiencia incluye un ligero desayuno.

En los últimos años, el Monumento a la Revolución Mexicana se ha convertido en uno de los lugares más fotografiados de la CDMX. En su explanada se realizan desde conciertos (pasando por plantones) hasta las  espontáneas mojadas de los niños en las fuentes saltarinas durante los días de calor.

En el sótano, literalmente en los cimientos de esta estructura de piedra y acero, se encuentra el Museo Nacional de la Revolución. Éste exhibe una interesante muestra de la historia del monumento y de los hechos más relevantes en torno a este capítulo de la historia del país. Cuenta con un par de salas para exposiciones temporales.

museo_monumento_revolucion.jpg Foto: Gretel Zanella

La estructura es un recinto funerario. En sus columnas descansan los restos de algunos de los próceres de la Revolución mexicana: Francisco Villa, Francisco I. Madero y Venustiano Carranza, además de Plutarco Elías Calles y Lázaro Cárdenas. Aunque en vida algunos de ellos llegaron a ser antagonistas, la historia oficial los considera héroes por igual.

revolucion_monumento.jpgFoto: Gretel Zanella

Nacieron, vivieron, lucharon y murieron en diferentes sitios del país, donde también dejaron parte de su legado. 
 

Qué sucedió en Lecumberri

La noche del 22 de febrero de 1913, Francisco I. Madero y José María Pino Suárez fueron arrestados y conducidos hacia la penitenciaría del Palacio de Lecumberri, al noreste de la Ciudad de México. Al llegar,  en vez de entrar al penal, fueron asesinados atrás del edificio.

palacio_lecumberri.jpg Foto: Lucía Godínez

El conocido “Palacio Negro” lo mandó construir Porfirio Díaz y sirvió como prisión hasta 1976. Años después, se alojó el Archivo General y Público de la Nación, el cual resguarda importantes documentos de la historia de México

En el presente,  se realizan  visitas  guiadas en Lecumberri, los jueves a las 12:00 horas y los sábados, entre las 10:00 y 15:30 horas, con el único requisito de llegar unos minutos antes.

Leer también: Actividades a las que podrás asistir el 20 de noviembre en la CDMX
 

La Avenida Madero, en la CDMX

El 6 de diciembre de 1914, los ejércitos de Francisco Villa y Emiliano Zapata hicieron su entrada triunfal a la capital del país, marchando desde Chapultepec hasta el Palacio Nacional, vitoreados por una multitud.

Antes de llegar al Zócalo, en la calle de Plateros, muy cerca del templo de La Profesa, Villa bajó de su caballo, tomó una escalera y develó una placa en la que se leía: “Avenida Francisco I. Madero”. 

calle_madero_cdmx.jpeg Foto: Adriana Hernandez. EL UNIVERSAL

Cuentan que, para asegurarse de que a nadie se le ocurriera cambiar esa decisión, el líder de la División del Norte juró que mataría a cualquiera que intentara modificar el nombre. 

Desde entonces, esta vía que ahora es peatonal y una importante puerta de entada al Centro Histórico, se llama así. Nuestra bella Madero es una de las calles  más transitadas de la capital, con una gran actividad comercial que permite encontrar restaurantes, cafeterías, museos, tiendas de ropa, joyerías y bares.

Lee también: 10 datos curiosos sobre la calle de Madero
 

Emiliano Zapata, en Morelos

Después de una restauración, como consecuencia del sismo del 19 de septiembre de 2017, hace unos meses reabrió el Museo del Agrarismo Exhacienda de Chinameca, en el cual se expone la historia de ese movimiento social y político. El lugar es icónico porque fue donde, la tarde del 10 abril de 1919, Emiliano Zapata fue asesinado en una emboscada.

En la explanada del museo histórico se encuentra la antigua entrada de la hacienda, un arco en donde todavía se pueden ver las marcas de los disparos del día que ultimaron al “Caudillo del Sur”, cuya estatua ecuestre adorna la parte central.

morelos_exhacienda_chinameca.jpg Foto: Archivo EL UNIVERSAL

El museo forma parte de la “Ruta Zapata”, que comprende cuatro pueblos del estado de Morelos: Cuautla, Ciudad de Ayala, Tlaltizapán y Yautepec. 

exhacienda_chinameca.jpg Foto: Luis De Sandoval

A unas cuadras del zócalo de Cuautla se levanta la estatua de Emiliano Zapata. A sus pies hay una urna con sus restos.

estatua_emiliano_zapata.jpg Foto: Archivo El Universal
 

Francisco Villa, en Chihuahua

Cuentan que Pancho Villa decía: “Parral me gusta hasta para morirme”… Y, sí, así sucedió. En esta histórica ciudad de Chihuahua, se puede hacer un tour de un día para admirar su arquitectura, visitar sus minas, recorrer sus museos y probar sus dulces típicos.

Ya, en la ciudad de Chihuahua, un tranvía te lleva a recorrer, durante un par de horas, diversos puntos históricos como el Mausoleo de Francisco Villa. El paseo es guiado por actores de la empresa Chihuahua Bárbaro que dan vida a los personajes de la Revolución mexicana. Así que el mismísimo “Centauro del Norte” podría contarte su historia.

mausoleo_de_villa.jpg Mausoleo de Francisco Villa. Foto: Archivo el Universal 

En esta ciudad también está el Museo Histórico de la Revolución, un recinto dedicado a mostrar la vida de Villa durante su periodo como gobernador de Chihuahua. Es ahí donde se conserva el auto en el que fue asesinado, un Dodge 1922. Fue emboscado en las inmediaciones de Parral, el 20 de julio de 1923.

Leer también: Visita los lugares más representativos de la Revolución Mexicana
 

Quiénes fueron los hermanos Serdán

Los hermanos Serdán,  personajes clave de la Revolución mexicana, han sido algo olvidados con el paso del tiempo. En la ciudad de Puebla, Aquiles Serdán iba a ser el representante de Francisco I. Madero para levantarse en armas el 20 de noviembre de 1910, por lo que su casa empezó a funcionar como centro de operaciones. Pero fue delatado. El 18 de ese mes, un grupo de soldados asistió a catear la casona. Esto provocó un enfrentamiento liderado por Máximo Serdán (el menor de la familia), mientras que Carmen Serdán (la mayor) resultó herida de bala y fue encarcelada. Horas más tarde, Aquiles y Máximo murieron y se convirtieron en los primeros héroes de la Revolución, justo dos días antes de que esta iniciara formalmente.

En la casa de los Hermanos Serdán, en el corazón del centro histórico de la ciudad de Puebla —en plena “Calle de los Dulces”—, se aloja el Museo Regional de la Revolución, el cual resguarda los recuerdos de la familia y muestra la vida en México a inicios del siglo XX.

casa_hermanos_serdan.jpg Foto: Omar Contreras. EL UNIVERSAL
 

Carranza, en Querétaro

Puede considerarse que el final de la Revolución  fue la promulgación de la Constitución, el 5 de febrero de 1917, lo que requirió que unos meses antes, con el fin de no tener problemas con grupos antagónicos, como los zapatistas, Venustiano Carranza decidiera trasladar la capital a la ciudad de Querétaro. Así, el congreso constitucionalista se reunió en el Teatro Iturbide, el cual cambió su nombre por Teatro de la República. 

revolucion_mexicana_lugares_historicos.jpgEl Universal Querétaro

Ahora, el edificio de estilo neoclásico, ubicado en el corazón de la ciudad, abre todos los días de 10:00 a 14:00 horas.

Antes de este hecho, el edificio ya había sido sede de importantes acontecimientos, como la primera vez que se cantó el Himno Nacional, en 1867.
 

La Toma de Zacatecas

El 23 de junio de 1914, en una de las batallas más épicas de la Revolución mexicana, la División del Norte, liderada por Francisco Villa, quien no acató del todo una orden de Venustiano Carranza, derrotó a los mejores contingentes del Ejército Federal de Victoriano Huerta, despejando el camino para que los revolucionarios pudieran dirigirse hacia la Ciudad de México.

 A este capítulo histórico se le conoce como “La Toma de Zacatecas”.

zacatecas_cerro_bufa_0.jpgCortesía Sectur Zacatecas

Quienes visitan la ciudad de Zacatecas pueden vivir una original experiencia en “La Toma Tour Revolucionario”, de la empresa Operadora Zacatecas: un irreverente general y otros personajes interpretados por actores ofrecen un recorrido por diferentes lugares de la ciudad, como la Plaza de la Revolución, el Museo de la Toma de Zacatecas y el Cerro de la Bufa para conocer dónde y cómo se llevó a cabo esta batalla. El paseo incluye divertidas actividades y hasta un poco de mezcal (operadorazacatecas.com.mx).

museo_toma_zacatecas.jpg Foto: Cortesía Sectur Zacatecas

Estos son  solamente algunos de los lugares que hay que visitar para conocer el legado de los principales personajes de la Revolución. Todos  guardan un pedazo de la esencia de aquel acontecimiento tan importante de nuestra historia.
 

DATOS CURIOSOS

El disparo de Villa en el Bar La Ópera

En la Ciudad de México, en la Calle 5 de Mayo del Centro Histórico, esquina con Filomeno Mata, se encuentra el Bar La Ópera, un tradicional lugar que hoy sirve platillos desde caldo tlalpeño hasta caracoles al chipotle, además de todo tipo de tragos. Pero su fama no se la ganó por tratarse de uno de los restaurantes más antiguos de México —abrió en tiempos de don Porfirio—, sino por la leyenda que cuenta que Pancho Villa disparó aquí su pistola haciendo un hoyo en el techo, que todavía hoy se puede apreciar en el salón principal. Algunos biógrafos aseguran que el Centauro del Norte no tomaba alcohol y mucho menos entraba a cantinas, pero la anécdota es tan atractiva que vale la pena creerla. facebook.com/Laoperabar

bar_opera_cdmx.jpg Foto: María Teresa Venegas. EL UNIVERSAL
 

El origen del burrito

Uno de los tacos que le han dado más fama a México es el burrito y, aunque hay varias historias sobre su origen, una de ellas lo atribuye a los años de la Revolución. Cuentan que Juan Méndez, un vendedor de comida de Ciudad Juárez, Chihuahua, con el fin de alimentar mejor a toda la tropa, decidió preparar unas tortillas de harina más grandes de lo común para poderlas rellenar con una mayor cantidad de arroz y frijoles (en tiempos revolucionarios es probable que no tuvieran carne por tratarse de un alimento perecedero). Esta mercancía la transportaba con la ayuda de su fiel burro, lo cual le valió este popular nombre.
 

OTRO PAR DE MUSEOS CON HISTORIA INVALUABLE

El Museo de la Revolución en la Frontera, en  Ciudad Juárez, Chihuahua, está dedicado a los acontecimientos  que tuvieron lugar en esa entidad. Ahí se reunió Porfirio Díaz con el presidente de Estados Unidos, William Howard Taft, el 16 de octubre de 1909; más tarde, Francisco I. Madero instaló un gobierno provisional en 1911; Francisco Villa lo usó como cuartel general y Venustiano Carranza tuvo ahí sus oficinas. muref.org

El Museo de la Revolución en el centro de Torreón, Coahuila, está dedicado a algunos de los personajes más importantes de la Revolución Mexicana, como Madero, Villa y Zapata. En su acervo hay objetos como una pistola que perteneció a Venustiano Carranza. Tel.  87 1722 6922.

Temas Relacionados
México Revolución Mexicana lugares
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios


Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes