Se encuentra usted aquí

Los Olímpicos que vienen

Letras y negocios
02/10/2017
00:30
-A +A

El próximo 2018, se cumplirán 50 años de haberse celebrado los Juegos Olímpicos de Mexico 68, y el Gobierno de la CDMX, ya prepara muchas actividades para celebrarlo. Y no existe mejor pretexto para el Comité Olímpico Mexicano, para empezar una renovación en cuanto a su marca. 
Carlos Padilla, titular del Comité Olímpico Mexicano, encabeza las iniciativas de este organismo para renovar su imagen, buscar identidad ante los jóvenes mexicanos y de esta forma tener una mayor capacidad en la obtención de patrocinios, de cara a los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020.
Este trabajo no es fácil, mucho menos en un país, en donde los recursos de publicidad enfocados al deporte, se recargan en un gran porcentaje al futbol. Pero una buena estrategia puede generar grandes ganancias. 
El Comité Olímpico Internacional y todo el Movimiento Olímpico genera aproximadamente 5 mil millones de ingresos en un cuadrienio olímpico. De esta forma, el COI distribuye este presupuesto entre los Comités Olímpicos Nacionales para la promoción y desarrollo mundial del deporte.
Actualmente, marcas como Coca Cola, Alibaba, ATOS, DOW, Bridgestone, General Electric, Intel, Omega, Panasonic, P&G, Samsung, Toyota, Visa, son las empresas que apoyan este movimiento. El reto para el COM, es generar valor agregado para estas compañías en México y buscar una estrategia de comercialización, que pueda integrar a estas marcas con los valores del COM.
Sin duda alguna, María del Rosario Espinosa (tae kwon do), Germán Sánchez (clavados), Ismael Hernández (pentatlón) entre otros, deberán ser los voceros de esta iniciativa. No se trata sólo de poder usar un logotipo, sino de generar un trabajo global, que pueda permear en diferentes medios de comunicación. 
Otras herramientas para lograr el posicionamiento de este organismo, deberá contemplar una canción institucional, actividades para todo el público, canales digitales, comunicación constante. Y tan importante en dicho rubro, que en su momento, el actual presidente del COI, Thomas Bach, le abre las puertas a los EA-SPORTS, teniendo como objetivo la difusión de los deportes bajo los valores de la carta olímpica y tratar de meterse en la mente de los jóvenes, mediante los videojuegos.
El dinero que genera el movimiento olímpico y la disputa de las ciudades por convertirse en sedes de los Juegos de Verano es de verdad importante. París pretende invertir 6 mil 500 millones de euros y de esta formar celebrar unos Juegos enormes. 
Los números globales son espectaculares, la exposición es descomunal, la audiencia es mundial, todos estos factores deben ser aprovechados por los Comités Nacionales y para el Comité Olímpico Mexicano no será la excepción, lo cual permitirá contar con los recursos necesarios para impulsar a los atletas, tener mejores condiciones en su preparación, difundir las actividades deportivas mas allá del profesionalismo y lo más importante, crear en la población una cultura de salud y deporte.   

Más sobre el autor

Comentarios