Se encuentra usted aquí

El proyecto Cosmos en Querétaro

18/06/2019
00:56
-A +A

Querétaro tiene una de las mejores versiones de implantación de las reformas al sistema de justicia penal que hoy cumplen once años de aprobadas. Las autoridades de la entidad vieron oportunidades en vez de obstáculos en estas reformas y se han dedicado al rediseño de procesos policiales, de investigación criminal y de justicia. Desde la denuncia, hasta la cárcel. La visión es integral. Le llaman Cosmos.

El sistema Cosmos es un proceso que estructura la toma de decisiones. En él, semanalmente, se sientan autoridades de la secretarías de Gobierno, de Seguridad Ciudadana, de la fiscalía y de tribunales. Se distinguen de las mesas de trabajo interinstitucionales en que aquí no se tratan asuntos particulares. Está prohibido. Nadie discute la última ola de robos, como tampoco una decisión judicial o ministerial. La tarea es proponer y analizar políticas públicas. El corto plazo se sacrifica por una visión de más largo aliento.

El modelo Cosmos está logrando una reingeniería de procesos, tramo por tramo. Por ejemplo, una vez tomado un acuerdo, el programador líder del sistema se encarga de poner en práctica la decisión en una plataforma digital de gestión llamada SIU (Sistema Informático Único). La plataforma es común a la policía, a la fiscalía, al Poder Judicial y a otras autoridades.

Una aplicación del SIU está en el uso de tablets para recibir denuncias por parte de la policía. Esta doble innovación, el reporte a la policía y el medio electrónico, no solo es vistosa; el mecanismo permite notificar un delito en un promedio de 40 minutos y las víctimas no tienen que ir al Ministerio Público. Se usa para todo tipo de robo. La medida ha incrementado la denuncia y, por tanto, la información que las autoridades tienen sobre el crimen. Además, permite a la fiscalía filtrar casos de forma expedita. Por ejemplo, para evitar denuncias de incidentes que no son penales, una vez que un policía recibe el reporte ciudadano, el SIU manda una notificación a un fiscal evaluador quien debe clasificar el caso en un lapso de cinco minutos. De confirmarse el delito, el SIU le asigna un número de carpeta y se lo notifica a la víctima, electrónicamente, junto con información sobre cómo dar seguimiento a su caso. Cada denuncia electrónica queda registrada en la plataforma a la que pueden acceder diversas autoridades. Las consultas pueden hacerse en tiempo real. En suma, las fiscalías tienen menos asuntos que atender en persona y las víctimas pierden menos su tiempo. Todos son más felices.

La denuncia por tableta electrónica es sólo una innovación de muchas que se tienen en Querétaro. Sin embargo, lo más valioso que tiene la entidad para ofrecer a otras es su modelo de proceso, la forma de ordenar la gestión pública. Cosmos permite que sus participantes imaginen mejoras, las debatan, las acuerden, las pongan a prueba y, finalmente, las evalúen. Los miembros tienen poder de decisión y ejecución, pero las determinaciones colegiadas son avaladas e impulsadas por el gobernador. Es un auténtico laboratorio de políticas públicas, algo muy poco visto en las instituciones de justicia de nuestro país.

Cosmos es un estudio de caso obligado para quienes buscamos soluciones en la reconstrucción de instituciones de seguridad ciudadana y justicia penal. En un momento donde impera la confusión sobre qué caminos seguir, es indispensable ver los liderazgos que ordenan el Caos.

Abogada

Layda Negrete
Abogada comprometida con el estudio y la transformación del sistema de justicia penal en México. Es investigadora en el World Justice Project, una organización de sociedad civil con sede en...

Comentarios

 
 

MÁS EN OPINIÓN