El Insabi, beneficioso y cumple con tratados internacionales

Ángel Durán

Varios gobernadores de las entidades federativas en nuestro país, le han tomado la palabra al presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para implementar en su estado el Instituto de Salud Para el Bienestar (Insabi), este sistema es conveniente y de beneficio para la población, pues de manera gradual todos los mexicanos y mexicanas gozarán de la Seguridad Social de forma eficiente, dentro del cual se encuentra que debemos de recibir atención médica bajo el estándar del nivel más alto de protección.

¿Por qué resulta benéfico y cuál es el fundamento constitucional de este derecho? El artículo 4º de nuestra carta magna, establece el derecho de todos los mexicanos y mexicanas de recibir atención a la salud, por su parte el artículo 1º. Constitucional, establece que toda autoridad debe garantizar los derechos humanos que están tanto en la Constitución, como en tratados internacionales, de lo que se puede entender, que el derecho humano a la salud está en dichos instrumentos, entonces, debe ser protegido por las autoridades encargadas de la salud en nuestro país.

Este derecho –el de la salud– está contemplado en el bloque denominado, “de los derechos de la Seguridad Social”, a este conjunto de derechos lo podemos definir cómo “las acciones que lleva a cabo el Estado, en favor de sus habitantes, para organizar entre otros derechos humanos, que tienen que ver ser atendidos por sus enfermedades; la Organización Internacional del Trabajo (OIT) señala que el derecho humano a la seguridad social comprende: [...] la protección que una sociedad tiene y proporciona a los individuos y los hogares para asegurar el acceso a la asistencia médica …. Atender enfermedades, invalidez, accidentes del trabajo, maternidad o pérdida del sostén de familia.

Es un deber y es una obligación que ha adquirido México de proteger la seguridad social, al haber firmado diferentes tratados internacionales; de los que podríamos señalar; el artículo 25.1 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, el artículo 12 del Pacto Internacional de los Derechos Económicos Sociales y Culturales, el artículo XI de la Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre, el artículo 10 del Protocolo de San Salvador, convenio reglamentario del artículo 26 de la Convención Americana de los Derechos Humanos y muy en especial la Observación general Nº 14 de los Derechos Económicos Sociales y Culturales (DESC) que establece: que el derecho a la salud debe otorgarse al disfrute del más alto nivel posible de salud.

La salud está protegida en estos tratados internacionales y México se comprometió a cumplirlos, bajo el nivel más alto, lo que significa que nuestro país, les dijo a todos estos organismos internacionales, que garantizará la salud de los mexicanos y mexicanas de forma eficiente, utilizando todo lo que esté a su alcance para garantizarla; cuestión que hasta la fecha no ha cumplido y por ello, pudiera recibir una reprimenda o una condena internacional por faltar a estos compromisos.

Por eso es importante, el viraje que propone el presidente López Obrador, de garantizar la salud a toda la población de forma eficiente; de cumplirse, el Estado garantiza a la población un derecho que siempre ha sido promesa de campaña y de paso cumple con los compromisos internacionales, por ello es bienvenida la promesa que hoy hace el jefe máximo del Estado mexicano y el apoyo de hasta ahora, de varios ejecutivos estatales, para que este mismo sistema de protección al derecho a la salud, se haga en cada una de las entidades federativas; ojalá se dé ya que con ello, tendremos un servicio de salud confiable y obtendríamos el reconocimiento internacional de ser un país preocupado por proteger el derecho a la salud y a todos los derechos de la seguridad social a los que México se comprometió.

www.angelduran.com/libros.php

 

Guardando favorito...

Comentarios