¿México en paz?

You are here

Puebla: Gobernabilidad en aras de la seguridad ciudadana

Puebla: Gobernabilidad en aras de la seguridad ciudadana
03/09/2018
00:16
-A +A

El clima político que tanto ha permeado el país con las pasadas elecciones locales y federales de julio, han sido tema de discusión desde diferentes ópticas. Sin embargo, lo que nos atañe en esta discusión es comprender cuáles serán las estrategias operativas que verdaderamente logren la “cuarta transformación” que tanto pululan las voces ciudadanas.

Bajo este escenario es importante analizar el funcionamiento de una verdadera coordinación efectiva (distante de los acaparamientos políticos y partidarios) en aras de la seguridad y justicia. No obstante, el reto de “pacificación del país” no es fácil; la ruta crítica requiere una amplia corresponsabilidad en el mapa de actores sociales. 

Particularmente en Puebla e independientemente de la resolución del Tribunal Electoral del Estado de Puebla ante la candidatura gubernamental y las previsibles impugnaciones en la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación; estamos ciertos que Puebla es una de las cuatro entidades federativas donde el gobierno de estado no forma parte de la mayoría partidaria en las elecciones de julio; por tal motivo es claro que la conciencia política, gubernamental y social tiene que reconocer los errores de las administraciones pasadas.

Aunado a lo anterior, en Puebla los escenarios lacerantes han penetrado la percepción social de inseguridad y violencia como condición crítica; a manera de ejemplo, la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) indicó que, en el primer semestre de 2018, casi el 80% de la población encuestada se siente insegura en la ciudad de Puebla; de tal manera que recuperar la confianza en las nuevas administraciones se tiene que posicionar al margen de toda diferencia ideológica y partidaria.

A manera de ejemplo el primer semestre de 2017 en el estado de Puebla, el homicidio doloso tuvo 392 Carpetas de Investigación (CDI); mientras que el primer semestre de 2018 ha incrementado a 550 homicidios dolosos, es decir, un aumento en la variación relativa (porcentual) de 40%.

Por otro lado, en el primer semestre de 2017, el estado Puebla ocupó el 5° lugar de delitos de alto impacto (robo, homicidio, violación, secuestro, extorsión) con 15,396 CDI. Estas cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP)[1], indicaron que en el primer semestre de 2018, Puebla volvió a ocupar el 5° lugar con 17,552 CDI; sin embargo,  hubo un incremento de 14% en comparación con el primer semestre de 2017.

Ahora bien, es importante reconocer que la nueva administración pública estatal y municipal en Puebla, se ve apresurada en transparentar tanto a sus futuros funcionarios públicos como sus estrategias encaminadas a garantizar una eficaz y eficiente gobernabilidad, en la cual nuestro ojo crítico fija su interés en temas particulares como la seguridad pública y procuración de justicia, para garantizar un clima esperanzador en coordinación con el Gobierno de la República entrante.

Inobjetable es que las tareas no han terminado y los actuales gobiernos municipales y estatal de Puebla, deberán cerrar sus administraciones con el mínimo esperado para garantizar el orden y paz pública. A manera de ejemplo, escenarios recientes y acertados a nivel municipal fue el apostar a la ciencia criminológica en temas de estudios e investigación al servicio de la seguridad pública; de tal manera que las ciencias policiales están dispuestas a fortalecer sus capacidades institucionales para garantizar la seguridad de la ciudadanía poblana.

Otro escenario importante a destacar en Puebla, ha sido la corresponsabilidad por medio de las Comisiones Ciudadanas de Evaluación y Apoyo a la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia, las cuales fungirán como contralorías de carácter civil, académico y empresarial cuya razón de ser es la supervisión y evaluación de los programas implementados en materia de prevención, y que son financiados gracias al erario público.

Las necesidades de las y los poblanos, desde luego escalan a nivel estructural, es decir, el pacto por la pacificación del país permite generar esfuerzos por la mejora de México, sus gobernantes y gobernados a través de la participación activa de diversos actores: academia, empresarios, gobierno y organizaciones de la sociedad civil en cada una de sus esferas.

El presidente electo de los Estados Unidos Mexicanos, Andrés Manuel López Obrador, como jefe de Estado tiene una ardua tarea por dar cumplimiento a las promesas partidarias e ideológicas, sin embargo, no es el único responsable de la toma de decisiones en beneficio del país; la administración pública en los tres órdenes de gobierno serán indiscutiblemente el andamiaje por excelencia, y de los cuales habrán temas de discusión por parte de la Red Nacional de Observatorios Ciudadanos, así como de miembros de la sociedad civil en todas su extensión.

 

Luis Oswaldo Arriaga Toscano

Centro de Integración Ciudadana de Puebla

@CICPue  @ObsNalCiudadano

 

Fuentes documentales:

Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (2018). Tabulados predefinidos. Recuperado el 20 de junio de 2018, de http://www.beta.inegi.org.mx/proyectos/enchogares/regulares/ensu/

Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (2018). Incidencia delictiva del Fuero Común, nueva metodología. Recuperado el 20 de julio de 2018, de https://www.gob.mx/sesnsp/acciones-y-programas/incidencia-delictiva-del-fuero-comun-nueva-metodologia

 

[1] Última actualización del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, junio 2018.

El Observatorio Nacional Ciudadano es una organización de la sociedad civil que vincula a las organizaciones civiles para potenciar su incidencia en las políticas y acciones de las autoridades.

Comentarios

Comentarios