Octavo día
Al despertar, una luz nueva colorea la vida.

You are here

Son mentiras

01/09/2017
00:00
-A +A

Pertenece a la generación “milenial”. Con ella ha crecido, y ha adquirido renombre profesional no sólo en los ámbitos sociológicos, políticos y de teoría de la comunicación, sino aún en el filosófico. La llaman “post-verdad”. El año pasado se tituló en Oxford como la palabra del año. La descripción que se hace de ella constituye su mejor carta de presentación: “Se refiere o denota circunstancias en las cuales los hechos objetivos son menos influyentes para formar la opinión pública que apelar a la emoción y a las creencias personales” (cf. https://en.oxforddictionaries.com/word-of-the-year/word-of-the-year-2016).

En la magistral novela de Marguerite Yourcenar “Opus nigrum” (Madrid 2008), hay un breve pero significativo capítulo que se llama “La opinión pública”. Después de que la autora nos ha conducido a través de las primeras aventuras del protagonista, que ha saltado a la fama, de pronto da cuenta de lo que se dice de él, dónde se le ha visto, qué ha estudiado e incluso algún texto que ha escrito. Se entiende que son mentiras, pero se presentan como hechos consumados, que en realidad resultarían inverosímiles simplemente si se pretendiera integrarlos en una narración coherente. Pueden ser invenciones, proyecciones fantásticas de las propias expectativas, deseos de llamar la atención mostrando que se está informado sobre el tema, pero todas aportan a dilatar la fama y a diluir la identidad. 

En la era de la llamada “post-verdad”, la manipulación de masas a través de medios incontrolables de información se vuelve la motivación primordial. La verdad de la post-verdad es que hay alguien deseoso de vender sus afirmaciones aprovechando el deseo que hay en la gente de creerle. Se renuncia al pensamiento crítico, sin darse cuenta de que hay en ello una fatal consecuencia social. La fuerza de la comunicación y su dimensión comunitaria se emplean para un fin contrario a su naturaleza: equivocarse juntos y vivir equivocados. Si lo deseable sería que la participación ciudadana creciera a partir de una mayor conciencia y responsabilidad, el resultado aquí es el inverso: la masa puede aplastar, sin darse cuenta de que está equivocada, de que le han contado mentiras y ha decidido creerlas. 

A diferencia de lo que ocurre en la novela de Yourcenar, donde la selva de opiniones surge espontánea, aunque sea a partir de mentiras, en la “post-verdad” lo más grave es que se aprovecha políticamente la mentira, ante una credulidad sedienta de certezas. La desconfianza sistemática en la verdad termina por generar supersticiosos y fanáticos. La novela tiene un desenlace trágico, sólo indirectamente referido a la opinión pública, pero de la cual sin duda no deja de ser consecuencia: el suicidio del protagonista, condenado, de por sí, a muerte. La alegoría, sin embargo, no deja de ser sugestiva. 

Es opuesto a la naturaleza de nuestra inteligencia estacionarse en el engaño. Nadie busca espontáneamente vivir en la mentira. Es cierto que las desilusiones pueden desencadenar mecanismos de defensa, pero el síntoma de la locura se encuentra precisamente en dejar de distinguir la realidad de la fantasía.

Una batalla cultural tiene lugar ahora mismo entre nosotros. Su urgencia se maneja en los niveles político y económico, pero considerada más en su raíz, corresponde a una cuestión antropológica. La verdad no es para el ser humano una cuestión que se pueda relegar a segundo término. Y, como la mejor tradición humanista nos muestra, en ella se juega la honorabilidad de las personas. 

Hace poco veía a un adulto jugar con un niño, y éste, en un momento dado, sonrió y le dijo con gesto divertido: “No es cierto, me estás queriendo engañar”. Ese pequeño es la confirmación de un sentido común que no debemos perder, y que, más bien, debemos cultivar y desarrollar. 


John Frederick Peto, Tom’s River
 
Soy ciudadano mexicano, discípulo de Jesucristo, sacerdote católico de la Arquidiócesis de México.

Comentarios

ENTRADAS ANTERIORES

2017-09-15
2017-09-08
2017-08-25
 

Comentarios