11 | JUL | 2020

Claudio ingresará a la Universidad de SLP a los 14 años

12/08/2018
|
01:44
|
Sergio Marín / El Universal San Luis Potosí
El sueño de Claudio es crear un instituto de diagnóstico y de convivencia para chicos superdotados, pues quiere ayudarles a encontrar el camino para acceder a la universidad o cualquier institución que ellos quieran. (ESPECIAL)

Claudio ingresará a la Universidad de SLP a los 14 años

12/08/2018
01:44
Sergio Marín / El Universal San Luis Potosí
-A +A
Tiene un coeficiente intelectual de 130 puntos; "deben cambiar ideas respecto a la sobredotación"

[email protected]

San Luis Potosí.— Claudio André Blázquez Aguirre tiene estrella, pero sobre todo una inteligencia superior, a sus 14 años está listo para comenzar su licenciatura en Derecho en la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP).

Por años acudió a la escuela como un niño “normal”, primero fue el preescolar y luego la primaria. Sin embargo, al cursar el tercer año de secundaria confirmó que el sistema escolarizado le quedaba corto, que sus capacidades daban para algo más grande: fue diagnosticado como una persona superdotada.

“Siempre fui bueno estudiando por mi cuenta, leyendo y aprendiendo, pero cuando yo seguía en el sistema escolarizado, en el tradicional, tuve problemas con maestros porque yo me aburría en clases”, explica.

En un abrir y cerrar de ojos, Claudio tomó una determinación que al principio causó temor a sus padres: dejar la escuela y buscar revalidar sus estudios lo más que le fuera posible:

“Cuando pedí darme de baja en el sistema educativo escolarizado mis papás se asustaron un poco, porque la superdotación no es muy conocida, pensaron que iba a perder el año”.

La superdotación intelectual se detecta en personas con un coeficiente intelectual (CI) de 130 puntos, ese fue el caso de Blázquez Aguirre.

El camino. Para evaluar sus conocimientos de secundaria y educación media superior, Claudio presentó un examen único ante el Instituto Nacional para la Educación de los Adultos (INEA), a través del cual obtuvo un documento certificado para presentarlo como requisito para el trámite de preinscripción a la UASLP.

Tras haber aprobado un examen de admisión, el joven se convirtió en el estudiante históricamente más joven en cursar una carrera profesional dentro de la UASLP. La Facultad de Derecho lo espera.

Ahora, Claudio se reporta listo y apto para buscar convertirse en abogado, lo que podrá conseguir si acredita todas las materias en los 5 años que contempla la carrera profesional.

“Quiero estudiar Derecho porque siempre me llamó la atención, desde que yo era pequeño. Es una profesión que cambia a la sociedad y la impulsa a avanzar”, explica.

“Estoy emocionado, pero al principio sentí temor de que la gente me subestimara por mi edad”, detalla.

Pero el temor no lo detiene, sus ganas por convertirse en abogado a los 19 años van más allá de un simple logro personal, en unos meses piensa buscar cursar una carrera simultánea.

“He considerado cursar una licenciatura a la par de Derecho, he estado viendo en la UNAM las carreras de Ciencias Políticas o Negocios Internacionales, pero me quiero esperar un semestre para adaptarme aquí, a la Universidad", explica.

El sueño. Claudio, quien iniciará su formación profesional en unos días, espera que su caso sirva para los jóvenes que sueñan con una especialidad, por ello les aconseja que identifiquen si su habilidad de aprendizaje es auditiva o visual y se dediquen a lo que más les guste, menos a la vagancia.

Además, tiene un sueño por lograr: crear un instituto de diagnóstico y de convivencia para chicos superdotados, como él. Quiere ayudarles a encontrar el camino para acceder a la universidad o cualquier institución que ellos quieran.

“El sistema educativo está bien, lo que debe cambiar son las ideas que hay acerca de la sobredotación en México”, dice el joven de 14 años al tiempo que imagina cómo será su primer día de universidad.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios