Elecciones 2016: calientan motores para 2018

Salvador García Soto

A dos semanas de que inicien formalmente las campañas de las elecciones en 13 estados del país, los partidos y sus candidatos se preparan para librar el próximo 5 de junio férreas batallas por el voto en las que no sólo estarán en juego los poderes locales —12 comicios de gobernador y 13 de ayuntamientos y congresos locales—, sino que además los resultados de estas votaciones se convertirán en referente inmediato para medir cómo llega cada fuerza política a la sucesión presidencial de 2018.

Cada partido traza sus estrategias y sus metas. A nivel nacional la votación favorece al PRI, que actualmente gobierna en nueve de las 12 gubernaturas en disputa y busca refrendar, según la meta de su dirigente nacional Manlio Fabio Beltrones, el mismo número de triunfos en los estados que votarán por gobernador. “Nueve-tres es la meta que nos proponemos”, ha dicho Beltrones al hablar de nueve triunfos y tres posibles derrotas de su partido, como el estimado que arrojan sus encuestas y cálculos de prospectiva electoral.

Sin embargo, las cuentas del dirigente priísta no son compartidas en el PAN, donde el equipo de estrategas de Ricardo Anaya calcula en estos momentos que su partido tiene posibilidades de alzarse con el triunfo en al menos cinco de las 12 gubernaturas en disputa, incluidas en las que van en alianza con el PRD. En la meta panista para el próximo 5 de junio están: Puebla, Veracruz, Tlaxcala, Durango y Quintana Roo.

En el caso poblano, las encuestas previas al arranque de la campaña acreditan una ventaja de su candidato Antonio Gali, ex alcalde de Puebla, quien además cuenta con todo el apoyo del gobernador Rafael Moreno Valle. En Veracruz, con su candidato Miguel Angel Yunes Linares, quien arranca con ligera desventaja de casi cuatro puntos frente al priísta Héctor Yunes Landa; el PAN cree que, tras el desastroso gobierno de Javier Duarte, el voto de castigo les favorecerá en su alianza con el PRD. Tlaxcala es considerada como la “sorpresa” para el panismo por la fuerza de su candidata, la senadora Adriana Dávila, quien arranca ganadora en todos los sondeos, frente a un débil candidato priísta y el desgaste del gobierno de Mariano González Zarur. En Durango, la popularidad de José Rosas Aispuro es la carta con la que, por segunda vez, el PAN intentará ganar el gobierno estatal, mientras que en Quintana Roo, tras la división del PRI y los enredos del gobernador Roberto Borge, los estrategas blanquiazules ven el estado con posibilidades de terminar con el dominio priísta.

Por lo que se refiere al PRD, su apuesta principal está en Oaxaca, el único estado donde tiene un candidato fuerte, José Antonio Estefan Garfias, en la alianza con el PAN, mientras que en Zacatecas todo apunta a que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación echará abajo los dos procesos que postularon como candidatos a Rafael Flores y a Pedro de León, y obligará al CEN perredista a reponer todo el procedimiento en una disputa que ya mermó cualquier posibilidad de la alianza opositora en los comicios zacatecanos. En el resto de las entidades donde van en alianza, el cálculo perredista es más bien sumarse a la fuerza del PAN, mientras que en donde van solos su papel será prácticamente testimonial.

Los otros dos fenómenos a seguir en estos comicios serán: primero, las candidaturas independientes, que vienen con cierta fuerza en Chihuahua, con el empresario José Luis Barraza por la gubernatura, y el comunicador Armando Cabadas por la alcaldía de Ciudad Juárez, y en Veracruz con Juan Bueno Torio. Y, segundo, la emergencia de Morena en varios estados como Oaxaca, Veracruz, Puebla y Quintana Roo, donde si bien los candidatos del lopezobradorismo a la gubernatura no tienen posibilidades de ganar, sí obtendrán entre 10% y 12% de los votos, lo que los convertirá en una fuerza importante en esos estados con presencia en el Congreso local.

Estamos pues en el preámbulo de las campañas electorales locales que serán el ensayo previo a 2018. Y cada partido empieza a calentar el músculo.

NOTAS INDISCRETAS… “En el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación damos vuelta a la página y no nos enganchamos con personajes y resoluciones que ya pasaron y mucho menos en discusiones sobre reuniones inexistentes y fantasiosas”, dice una declaración conjunta de los magistrados que forman el máximo órgano comicial del país que preside el magistrado Constancio Carrasco Daza. ¿Quedó claro el destinatario?... Los dados abren con Escalera Doble. Bien inicia la semana.

[email protected]

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios