Suscríbete

Media hora con 'El Chapo'

Raúl Rodríguez Cortés

Es una celda muy iluminada, tanto como un set de televisión. Sobre una pequeña mesa está desplegado un tablero de ajedrez. Joaquín Guzmán Loera mueve las blancas. Se levanta de la silla y rodea la mesa para sentarse en el camastro. Ahora mueve ahí las piezas negras y se queda pensando en el gambito que se auto infligió. Juega solo, juega contra sí mismo. Al final del día eso es lo terrorífico del castigo en prisión: confrontarte solo, aislado y todo el tiempo contigo mismo.

Pasa del mediodía y observo a El Chapo en uno de los monitores que lo muestran en tiempo real, las 24 horas. De esa y muchas otras pantallas no quitan la vista las autoridades responsables de evitar una nueva fuga. Lo vigilan obsesivamente, no pierden detalle de los distintos ángulos de la celda y del reo, expuestos por una treintena de cámaras que lo vigilan en el penal de máxima seguridad número nueve de Ciudad Juárez.

Guzmán Loera juega ajedrez solo todos los días, pero lo que más hace es dormir, aunque, por protocolo, es despertado periódicamente, incluso durante las noches, para corroborar que está vivo, me dicen sus carceleros

Pero el capo también ocupa mucho tiempo en la lectura. Durante la media hora que pude observarlo, terminó su partida de ajedrez, se recostó en el camastro y se puso a leer. Era un libro grueso cuyo título no alcancé a descifrar. El capo leía entre trago y trago de lo que parecía un refresco de cola.

Pero Guzmán Loera no sólo lee libros. Sus monitores me aseguran que también dedica mucho tiempo a revisar su voluminoso expediente penal, sobre todo ahora que el proceso de extradición entró a la recta final. Así analiza y decide los movimientos que hará, como en una partida de ajedrez. También a eso juega en espera de la decisión final.

El próximo lunes 26 de septiembre será la audiencia constitucional en la que un juez de distrito decidirá si otorga o no al capo el amparo que solicitó contra la extradición a Estados Unidos, ya concedida por la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Si el juez avala la decisión de la Cancillería y niega el amparo a El Chapo, es previsible que sus abogados soliciten un recurso de revisión, al que presumiblemente también recurriría la PGR si el juez amparara al narcotraficante. Cualquiera de las partes tendría plazo hasta el 10 de octubre próximo, para interponer la revisión. Ésta la resolvería un Tribunal Colegiado en no menos de tres meses, si no es que la Corte atrae el caso, lo que las autoridades ministeriales consideran muy poco probable pero que, de ocurrir, alargaría más el procedimiento de entrega del reo a la justicia de Estados Unidos.

De manera que el Colegiado, como última instancia, estaría avalando la extradición de Guzmán Loera, como todo indica, en la segunda semana de enero próximo. Y en el ínterin, la PGR agotará sus recursos para dilatar el cumplimiento de una resolución judicial que le ordena su regreso al penal de máxima seguridad del Altiplano.

La Comisión Nacional de Seguridad dice estar lista para cumplir con esa resolución, tanto como lo está para extraditar al Chapo ya sea desde la antes llamada cárcel de Almoloya o desde la de máxima seguridad de Ciudad Juárez.

INSTANTÁNEAS. 1. ¿QUIÉN MATÓ A LA ESPAÑOLA? La Unidad de Investigación de la Policía Federal, a cargo de Omar García Harfush, ve algo raro en el asesinato de la española María Villar, ocurrido después de que su esposo y un primo pagaran 65 mil pesos para liberarla de su secuestro. Los federales antisecuestros consideran que así no operan las bandas organizadas. Por eso creen que María fue asesinada por inexpertos y peligrosos plagiarios o bien porque identificó a uno de sus secuestradores, muy probablemente un conocido, y hasta cercano, de la sobrina del presidente de la Federación Española de Futbol.

2. SEGUNDO ANIVERSARIO. También este lunes 26 de septiembre se cumplen dos años de los ominosos hechos de Iguala y la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Transformada la verdad histórica del ex procurador Murillo Karam en una mentira histórica, no se ve que la tragedia se vaya a aclarar mientras prevalezcan la estrategia de auto protección de las instituciones y la contaminación ideológica y política de los padres de las víctimas.

3. EFECTO PERVERSO. Asimismo, este lunes 26 de septiembre, se firmará en Cartagena de Indias el acuerdo de paz entre el gobierno de Colombia y la guerrilla de las FARC. El hecho, de suyo satisfactorio, tiene un efecto perverso para México: nos ha inundado de cocaína, lo que aquí recrudece narcotráfico y violencia. Cómo y por qué, lo comentaremos aquí en próxima entrega.

[email protected]

@RaulRodriguezC

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios