Se encuentra usted aquí

Los spots de Anaya (y de AMLO, Mancera, Moreno Valle...)

08/12/2016
02:20
-A +A

Música. Voz institucional: “Radio Centro pregunta, Ricardo Anaya responde”. Voz de Ricardo Anaya: “A lo que aspiro es a no ser parte justamente de esos, los políticos de siempre, sino a representar algo distinto que permita salir adelante, eso es un poco de lo que yo quisiera”.

Es una campaña positiva. Es un mensaje positivo. No hay crítica. No hay material periodístico que pudiéramos considerar muy relevante. Es una campaña política. ¿Es una campaña de la radiodifusora?

A diferencia de otras campañas similares, que usan a un medio alterno que a su vez contrata espacios en los medios masivos para difundir una entrevista de un político aspirante (tipo Moreno Valle), la campaña de Anaya tuvo una transmisión directa y firmada por la radiodifusora, lo que provocó una queja del PRI en el INE que podría derivar, luego de un litigio en el Tribunal, en una multa para la empresa.

En abril, Radio Centro usó una estrategia similar para promocionar a Miguel Ángel Mancera, el INE ordenó la suspensión de las cápsulas y no pasó a mayores, ¿se repetirá la historia o pesa la reincidencia?

Como sea, Radio Centro es un daño colateral derivado de una legislación estúpidamente restrictiva que limita el debate abierto de la democracia en pos de una “equidad” inexistente: López Obrador usa, todos los días, las pautas del INE que los medios están obligados a transmitir, sin recibir pago alguno y a costa de sacrificar espacios comerciales, para difundir su imagen, de la misma forma que lo hacen Anaya y Enrique Ochoa del PRI, salvo que éste último no es visto ni considerado como un aspirante serio a 2018.

Todos, o casi todos, violan la ley.

Nadie con dos dedos de frente puede creer al CEN panista que no tuvo nada que ver en la difusión de más de 100 spots en menos de 48 horas para beneficio de las aspiraciones de su dirigente, pero hay un tema de fondo: nadie, tampoco, puede probar que el CEN pagó a Radio Centro por la campaña.

Sin embargo, en el México de las empresas fantasmas (decenas de miles ya detectadas por el SAT) ocultar, triangular o desviar pagos no necesariamente es un problema, hay muchas formas de hacerlo, incluyendo los pagos en cash que nadie ve ni registra, máxime cuando son los partidos políticos los que deben millones en impuestos.

El tema de fondo a tanta restricción es tan ridículo como humillante: se busca que los ciudadanos no seamos influenciados por spots que puedan lavarnos el cerebro.

Yo creo que los del cerebro lavado son otros.

DE COLOFÓN.— Sandra Vaca era reclutadora de mujeres para Gutiérrez de la Torre, hoy es Presidenta de la Red de Jóvenes del PRI en la CDMX. Para el 21 quieren poner al frente del partido en la Ciudad al brazo derecho del señor de las fiestas.

Tengo el privilegio de ejercer el oficio más bello del mundo. Nací en 1983 en la Ciudad de México, desde que recuerdo he sido un apasionado de perseguir y contar historias, hoy tengo el gran honor...
 

COMENTARIOS