Se encuentra usted aquí

Desatención en vacaciones, amenaza para la salud materna

El 15% de las embarazadas presentará alguna complicación durante el embarazo, parto y posparto que pondrá en riesgo su vida (aproximadamente 350 mil mujeres cada año en México)
02/02/2016
02:12
-A +A

Hospital Resolutivo, Zona Norte, Veracruz, diciembre 26; 00:45, la señora “Mercedes”, con 28 semanas de embarazo, acude al hospital regional con sangrado vaginal; 1:18, la enfermera Berlanga toma los signos vitales y la ingresa a urgencias; 2:05, los familiares preguntan por qué no ha llegado la doctora a valorarla; la única obstetra en turno se encuentra a media cirugía; 3:10, los familiares desesperados solicitan “alta voluntaria”; 3:42, llegan a un sanatorio privado, la paciente en shock; 3:45 a 4:25, intentos fallidos de reanimación; 4:28, “Mercedes” es declarada muerta.

El 15% de las embarazadas presentará alguna complicación durante el embarazo, parto y posparto que pondrá en riesgo su vida (aproximadamente 350 mil mujeres cada año en México). Para hacerles frente, una medida indispensable es brindar atención obstétrica de emergencia oportuna y con adecuada calidad técnica. Algunos casos pueden resolverse con intervenciones relativamente simples y baratas proporcionadas por personal competente como parteras profesionales, enfermeras y médicos capacitados. En los más complicados, la mujer debe recibir una atención de mayor complejidad, que implica equipos de especialistas, intervenciones quirúrgicas, estudios de gabinete, unidades de cuidados intensivos y bancos de sangre.

En 2009, la Secretaría de Salud federal estableció un Convenio General de Colaboración para la Atención de la Emergencia Obstétrica que obliga al IMSS, ISSSTE y Secretaría de Salud a brindar atención a todas las emergencias obstétricas en cualquiera de sus hospitales resolutivos, los cuales deben garantizar los recursos materiales, equipamiento y sobre todo el personal que permitan proveer las intervenciones necesarias. Sin embargo, persisten insuficiencias respecto a la disponibilidad de plantillas completas de los equipos médicos (obstetras, anestesiólogos, pediatras, enfermeras) los 365 días del año, particularmente en hospitales que dependen de las secretarías de Salud de los estados, especialmente durante los periodos vacacionales, como el que le tocó a “Mercedes”.

Un determinante de lo anterior es que la mayor parte del personal es contratada por honorarios por periodos no mayores a 5.5 meses, con la intención de que no generen derechos laborales por antigüedad. Cuando termina el contrato, el personal permanece 15 días desempleado con “la promesa” de ser recontratado si cumple con los méritos ante sus superiores y queda presupuesto. Uno de estos méritos consiste en cubrir de manera arbitraria diversos turnos laborales durante los 15 días en que se encuentra desempleado.

Esta situación se agrava en días festivos y periodos vacacionales por alguna de estas razones: 1. La mayoría del personal de base se va de descanso, 2. El personal de contrato tiene mayor demanda, 3. Dada la menor disponibilidad de personal se incrementa la actividad hospitalaria, y 4. Particularmente en diciembre-enero no hay recontrataciones. El resultado: una amenaza para la salud materna de miles de mujeres.

Propuesta: es momento de regularizar la situación contractual del personal de salud en hospitales resolutivos, respetando sus derechos laborales, como lo marca el Artículo 123 de la Constitución.

Secretario técnico del Comité Promotor por una Maternidad Segura-México

Secretario Técnico del Comité Promotor por una Maternidad Segura en México