Se encuentra usted aquí

¿Cómo termina el año México?

14/12/2017
00:51
-A +A

Desde 1995 la Fundación Heritage y el Wall Street Journal miden anualmente el grado de libertad económica de los países. Para terminar el 2017 analizaremos cómo se encuentra México y que podemos mejorar para tener un 2018 más próspero.

El índice se basa en lo que dijo Adam Smith en “La Riqueza de las Naciones”: las instituciones básicas que protegen la libertad de los individuos para perseguir sus propios intereses económicos resultan en una mayor prosperidad para la sociedad.

México termina en el número 70 (moderadamente libre) de 180 países, estamos debajo de Albania, El Salvador, Dominica y Azerbaiyán y arriba de Fiji, Guatemala, República Dominicana y Namibia. El índice evalúa los siguientes puntos: Derechos de propiedad, eficiencia judicial, integridad gubernamental, impuestos, gasto del gobierno, salud fiscal, libertad para hacer negocios, libertad laboral, libertad monetaria, libertad comercial, libertad en inversiones y libertad financiera.

Los países mejor evaluados son de nuevo Hong Kong, Singapur, Nueva Zelanda y Suiza y Australia. Aspectos que definitivamente debemos mejorar para ser más prósperos es en la integridad del gobierno y la libertad laboral, ambos son rezagos que no han permitido a México prosperar a un mayor nivel. El próximo año será clave para el desarrollo de nuestro país. Ante la incertidumbre política para elegir al siguiente Presidente y Congresos (locales y federal), necesitamos analizar las propuestas de los candidatos.

Según el Índice, México todavía tiene una serie de barreras que no han permitido en su totalidad tener una expansión económica más dinámica. Hace falta mayor competencia en el mercado interno, tener un mercado laboral más flexible, grandes mejoras en el sistema judicial, bajar los altos índices de criminalidad y por supuesto combatir la corrupción que ha permeado al sistema.

En la región de América, los países que están mejor en libertad económica son: Chile, Estados Unidos, Colombia, Uruguay, Jamaica, Perú, Panamá, San Vicente, Santa Lucía, Costa Rica y los antes mencionados El Salvador y Dominica, después sigue México.
Sobre el tamaño del gobierno, el área en la que más debemos poner atención el próximo año electoral es en la salud fiscal. Los candidatos aprovechan esta época para prometer lo que no pueden cumplir, ofrecer lo que no hay, a través del endeudamiento e impuestos. Ya lo hemos visto recientemente, cuando prometen salarios, apoyos, construcciones, etc… sin decir de dónde vendrá el dinero. Difícilmente habrá salud fiscal en un país con altos niveles de corrupción, donde hay un gasto ineficiente en muchas áreas con agujeros donde se pierde el dinero. Podemos mejorar, como lo hemos visto en índices anteriores gracias a reformas estructurales. Pero hace falta ese verdadero cambio estructural en las instituciones, a nivel sistémico. De no hacer esto, seguirán siendo cambios sin fondo.

Hong Kong es un gran ejemplo que da pauta de cómo podemos mejorar. Tiene un alto nivel de resiliencia y esto ha sido clave para tener mayor competitividad y seguir atrayendo inversión para aumentar la prosperidad. Hong Kong se ha destacado como hub financiero y de negocios, respeta los derechos de propiedad que permiten a los ciudadanos crecer y vivir mejor. México puede y debe mejorar sus índices, ya que tiene toda la capacidad de hacerlo. Podría ser un referente de libertad en la región, para lograr esto, será clave ELEGIR el próximo año. Que no sean espejismos de continuar con lo mismo por miedo, que no busquemos un mesías que resuelva todos los problemas como si fuera magia. Necesitamos liderazgo que demuestre experiencia y propuestas que en el 2018 puedan ser alternativas viables, sustanciales y que apunten a transformaciones de fondo en la dirección correcta, la de mayor libertad. Propuestas en las que el ciudadano esté siempre en el centro de las decisiones. Un liderazgo que respete los derechos de todos, que no intervenga queriendo decidir por nosotros, solamente que ponga las bases y trabaje en mejorar las condiciones del país para que podamos prosperar. Si la resiliencia ha sido clave en Hong Kong, tengamos mayor liderazgo creativo para que en el 2018 México deje de ser moderadamente libre y se convierta en un país libre, ejemplo de políticas públicas y de respeto a los ciudadanos.  

Coordinadora general del Observatorio Elegir @ObsElegir