AMLO Vs. LA CFE… Una historia de impunidad

OTRAS
09/05/2016
00:00
-A +A
Ricardo Homs
Presidente de la Academia Mexicana de la Comunicación AC. 25 libros publicados Fundó en México la oficina local de la empresa global de consultoría creada por Al Ries, uno de los dos creadores del...
OTRAS

¿Tendría legitimidad moral Andrés Manuel para gobernar nuestro país y garantizar que la ley y el “Estado de Derecho” se respeten en México?.  Vemos que él promueve prácticas constitutivas de delito como la promoción del “NO PAGO  a la CFE” en Tabasco, mientras los usuarios siguen consumiendo energía eléctrica.

Quien gobierne México tendrá a la CFE bajo su autoridad.  Si AMLO llegase a ser presidente, ¿seguiría promoviendo el “NO PAGO” y el uso de diablitos?.

CFE dio a conocer que en Tabasco hoy tiene 495 mil deudores, o sea medio millón de hogares.  

Recordemos que en noviembre de 2015 AMLO puso a disposición del movimiento de “no pago a la CFE” veinte vehículos equipados y con personal técnico, que con el logo de MORENA se dedicaron a apoyar a los usuarios que se negaron a pagar pero sin dejar de consumir, a los cuales les reconectó ilegalmente el servicio.

Andrés Manuel, al promover el “NO PAGO” a la CFE en Tabasco, generó un grave problema financiero a esta empresa descentralizada del gobierno federal y un problema jurídico  para los usuarios y las autoridades, que de algún modo se tendrá que resolver.

Todo gobernante tiene entre sus responsabilidades imponer orden. ¿Lo podrá hacer quien construyó su candidatura al máximo cargo del país, rompiéndolo?.

Un político responsable, congruente y consciente de sus responsabilidades –cuando está en campaña por el voto, como lo está haciendo Andrés Manuel- debe luchar contra las injusticias pero dentro del cauce de la ley y no incitando a la gente a romper con ella, pues si llegase a  gobernar, le faltará autoridad moral para hacer cumplir el Estado de Derecho.

Asumir una postura en campaña y otra en el cargo, resulta incongruente desde el punto de vista ético.

Este tema es grave y hoy se debe analizar, pues respecto al futuro político nada está dicho aún.

A Trump la prensa norteamericana no le daba ni el 1% de las posibilidades de triunfo en  los inicios de su  campaña y en contraste hoy es el virtual candidato presidencial del Partido Republicano de Estados Unidos, ahora que su principal contrincante Ted Cruz abandonó la contienda al ser arrasado en las elecciones primarias republicanas de Indiana.

Estamos viviendo tiempos inéditos, en que la opinión pública se ha vuelto volátil e inestable y reacciona de forma impredecible ante cualquier acontecimiento público de alto impacto, lo cual puede modificar de forma contundente las tendencias de una elección presidencial, como sucedió en España con el bombazo terrorista en la estación de ferrocarril de Atocha tres días antes de la elección que le dio el triunfo al socialista José Luís Rodríguez Zapatero, cuando el favorito era quien hoy preside España, Mariano Rajoy.

Cualquier cosa puede suceder en la elección presidencial norteamericana que garantice  el triunfo a Donald Trump.

Sin embargo, este mismo fenómeno podría darse en 2018 con Andrés Manuel López Obrador, un candidato que ha “mandado al diablo” a las instituciones de México, a las mismas que pretende y desea obsesivamente presidir y que no se tienta el corazón para burlar la ley para ganar unos cuantos votos en un país que necesita urgentemente transitar del desorden, la corrupción y la impunidad hacia un Estado de Derecho con legitimidad moral.

Un golpe de suerte podría poner en la presidencia de la república a quien no respeta a las instituciones y con ello hacer de México lo que Nicolás Maduro ha hecho con Venezuela.

El INE debiese pronunciarse en contra de que los partidos políticos puedan promover acciones que estén fuera de la ley, si es que queremos dar viabilidad democrática a nuestro país.  Por ello acciones como las de Andrés Manuel y MORENA, que actúan al margen de la ley promoviendo acciones y movilizaciones ciudadanas ilegales que atentan contra el Estado de Derecho, no deben ser toleradas.

No es posible pretender alcanzar justicia al margen de la ley y por ello no debemos tolerar campañas políticas al margen de la legalidad, aunque estén fuera de procesos electorales.

El fin no justifica los medios.

Comentarios

ENTRADAS ANTERIORES

14 de June de 2018 12:03
30 de April de 2018 10:21
23 de April de 2018 11:52
17 de April de 2018 12:07

MÁS EN BLOGS

NOTICIAS DEL DÍA

Publicidad

FOCUS
FOCUS

You are here