¿México en paz?

You are here

Mecanismos ciudadanos de prevención de la violencia

05/06/2017
00:00
-A +A

Uno de los grandes retos de la prevención de la violencia en México y en el mundo es vincular a todos los sectores y actores de una sociedad en una estrategia de seguridad ciudadana que permita elevar los niveles de bienestar como fin último. Ya que la estrategia sea impulsada por el gobierno o por los actores sociales, eventualmente estos últimos deben ser parte central de la política pública; es decir, los ciudadanos están en el centro de la política pública.

Los actores sociales no siempre responden a la convocatoria del gobierno y los gobiernos no siempre se enganchan en las demandas de la sociedad civil, por lo tanto, no es un quehacer fácil generar grupos de trabajo, comités, consejos o mecanismos sólidos, con contenido y sostenibles en el tiempo.

En el contexto nacional existen algunos ejemplos, uno de ellos concretamente es el Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad que en 2008 fue impulsado por grupos de la sociedad civil y derivó en la generación y vinculación de otros, para atender nuevas aristas de la seguridad y la justicia.

Por otro lado, existen movimientos de carácter nacional que no tienen impacto en lo local y viceversa, porque los primeros en ocasiones responden a generalidades y los segundos a particularidades de las regiones, estados, municipios o comunidades concretas.

En el caso de Chihuahua, desde 2007 la criminalidad se salió de control y se volvió imparable, pasando de 901 homicidios dolosos a 3,631 en 2009[1]; en tanto que el secuestro, la extorsión y todas las modalidades de robo tuvieron alzas sin precedentes. Mientras que en este mismo año de 2009 sólo en ciudad Juárez ocurrieron 2,252 homicidios, con una variación del 50% respecto al año anterior[2].

Tanto el elevado número de homicidios en Ciudad Juárez como las insistentes demandas de los grupos sociales hacia el gobierno federal para que interviniera y resolviera la situación de inseguridad derivaron en la creación de la estrategia Todos Somos Juárez, Reconstruyamos la Ciudad con 160 acciones de las secretarias de estado federal, las cuales trataron de validar y consensar con la sociedad civil juarense.

De la creación de esa estrategia cabe destacar algunos puntos contrastantes. Primero, que partió de un ejercicio previo de consulta con la sociedad civil encabezado por el equipo de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres de la SEGOB, encabezado por Laura Carrera, previo a la masacre de Salvarcar que fue el motor que hizo virar la estrategia federal y de esa manera acompañar las armas de una estrategia social para abatir rezagos sociales históricos.  El segundo, que de los grupos de la sociedad civil todos pasaron a convertirse en mesas de trabajo con el gobierno federal, excepto el grupo de Derechos Humanos, que daba seguimiento a casos concretos de desaparición forzada. Y finalmente, que de las seis mesas creadas, al día de hoy solo sobrevive la Mesa de Seguridad y Justicia de Ciudad Juárez como un mecanismo ciudadano de diálogo y rendición de cuentas con los tres ámbitos de gobierno en materia de seguridad. Dicha Mesa cuenta con más de seis años de sesiones mensuales ininterrumpidas, una agenda permanente de diálogo y ha sido replicada en el estado y en el país, pues es considerada como una buena práctica.

Sin tratar de ser reduccionista, la Mesa de Seguridad centra su trabajo en la disminución de la incidencia delictiva a través de un dialogo directo con las autoridades y la generación y acompañamiento de estrategias puntales.

Para 2012, y después de los avances logrados en seguridad, los empresarios del estado reconocieron la necesidad de adoptar un modelo se seguridad ciudadana en la que se asumen como coproductores de la seguridad. En la construcción de esta agenda entienden que la coproducción requería de ciertas inversiones para apoyar al gobierno en avanzar con mayor rapidez en la disminución de la violencia. Es así que se crea el Fideicomiso para la Competitividad y la Seguridad Ciudadana (Ficosec) con el apoyo de los más de 34,000 empresarios del estado y que al día de hoy ha servido para financiar diversas estrategias de observación del delito, dignificación policial, fortalecimiento institucional, prevención social de la violencia, denuncia anónima, anticorrupción entre muchos otros.

 

Las Mesas de Seguridad y Justicia y los Observatorios Ciudadanos

En Chihuahua, primero existió la Mesa de Seguridad y Justicia de Ciudad Juárez que el Observatorio Ciudadano de Prevención, Seguridad y Justicia, adscrito al Ficosec. Esto ha significado un reto porque en sus bases ambos parten del seguimiento a la incidencia delictiva. Sin embargo, dado que ya existía la Mesa de Seguridad con un protagonismo propio, legitimidad y con acceso a medios de comunicación, el rol del Observatorio ha migrado a ser un brazo técnico de la Mesa de Seguridad para el manejo de los indicadores, lo cual le ha permitido profundizar en el entendimiento de fenómenos de violencia y delincuencia, generando recomendaciones de política pública a nivel local. En este sentido tanto la Mesa de Seguridad como el Observatorio se asumen aliados, definiendo claramente los roles y los productos que cada uno genera, con metas, áreas de interés común y un dialogo permanente.

Uno de los retos más relevantes es poder coexistir en los mecanismos ciudadanos cuando se logra reducir la incidencia delictiva. Es en estos momentos cuando algunos ciudadanos bajamos la guardia y creemos que los logros se pueden mantener de manera automática. La experiencia nos ha enseñado que no nos podemos descuidar. Aun cuando la incidencia delictiva en todos los delitos se redujera a niveles mínimos, los mecanismos creados deben seguir, reinventando su trabajo, especializándose, afinando instrumentos de investigación, previendo no sólo no se repitan las circunstancias y condiciones de violencia, sino también para que la autoridad asuma a las organizaciones de la sociedad civil como un actor indispensable en el despliegue de estrategias, diseño y concreción de la política pública.

 

Por Raúl Soto

Director Estatal de FICOSEC

@ObservatorioChi

 

 

*Las opiniones expuestas en este artículo son responsabilidad del autor y no reflejan la visión del Observatorio Nacional Ciudadano, ni de la Red Nacional de Observatorios.

[1]Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (s/f). Incidencias delictivas del fuero común. SEGOB, disponible en la Web: http://secretariadoejecutivo.gob.mx/incidencia-delictiva/incidencia-deli...

[2] Tomado de: Observatorio de Seguridad y Convivencia Ciudadana (Agosto 2013), con datos de la Secretaría de Salud, Jurisdicción Sanitaria II y SAI II. Homicidios. Boletín núm. 6, pg. 18. UACJ, disponible en la Web: http://www.uacj.mx/ICSA/SiteAssets/Paginas/Observatorio-de-Seguridad-y-C...

El Observatorio Nacional Ciudadano es una organización de la sociedad civil que vincula a las organizaciones civiles para potenciar su incidencia en las políticas y acciones de las autoridades.

Comentarios

Comentarios